El vino podría ser cancerígeno a partir de cuatro copas al día

EE.UU.

Martes 10 de Abril de 2012

Leído › 2344 Veces

Un estudio realizado en EE.UU. busca concienciar de los riesgos potenciales de los excesos en el consumo de alcohol

Los beneficios saludables para el corazón de una o dos copas de vino al día son ampliamente reconocidos por todos los organismos médicos internacionales, sin embargo un estudio reciente revela que las bebidas alcohólicas contienen varios tipos diferentes carcinógenos conocidos. 

Este estudio será publicado proximamente en la revista médica International Journal of Cancer.

No obstante, el estudio no pretende desatar el pesimismo entre los consumidores de vino. Al contrario, para los que beben menos de cuatro copas por día, el estudio demuestra que el riesgo de una fuerte exposición a agentes cancerígenos es muy remota.

El principal autor del estudio sostiene que este informe pretende ser un paso más en la educación y la moderación en la bebida, además busca que las personas que deciden consumir bebidas alcohólicas conozcan todos los riesgos potenciales de los excesos, no solo los beneficios del consumo moderado.

"El efecto protector del consumo moderado de alcohol está comprobado en la epidemiología sobre enfermedades cardiovasculares, pero no en el cáncer", explicaba el autor de este estudio, Dirk Lachenmeier, un epidemiólogo de la Universidad Técnica de Dresden. 

El equipo del Dr. Dirk encontró trazas de arsénico, benceno, formaldehído y plomo, por encima de los niveles recomendables para la salud, en varias muestras comerciales de bebidas alcohólicas. Sin embargo, como se esperaba, el agente carcinógeno con la concentración más alta en todas las bebidas alcohólicas es el etanol. En la investigación animal correspondiente, estos compuestos se han relacionado con el cáncer, sobre todo en la boca y la garganta.

Riesgo a partir de cuatro copas al día

Lachenmeier y su equipo también utilizaron los datos para medir el riesgo de cáncer de acuerdo a los niveles de exposición en los seres humanos.

Así, para los bebedores moderados el riesgo es muy bajo, sin embargo, según el estudio, a partir de cuatro o más copas al día el riesgo comienza a ser mucho mayor.

La carcinogenicidad -la capacidad de producir cáncer un compuesto- del etanol en los seres humanos es tres veces y media mayor en aquellos que beben cuatro o más bebidas al día, según el estudio.

La investigación no especula sobre los diferentes métodos de producción de bebidas alcohólicas que puedan contribuir a adicionar mayores niveles de sustancias cancerígenas en las bebidas. Se aduce a que los productores deben informar a los consumidores para que sepan lo que están bebiendo.

El vino igual de cancerigeno que cualquier otra bebida

El estudio también sostiene que la política de regulación sobre el alcohol debe concentrarse en reducir las conductas excesivas, sin tratar de dirigir a los consumidores a un tipo de bebida u otra.

Así, en un comunicado, Lachenmeier y el co-autor del estudio, Jürgen Rehm, explican que: "Creemos que el estado actual de la investigación no permite concluir que el vino tinto es menos cancerígeno que el vino blanco, o cualquier otra bebida alcohólica".

Contradicciones

Uno de los argumentos en contra del punto de vista de los científicos es que algunos estudios han encontrado evidencia de que los compuestos en el vino tinto puede reducir el riesgo de cáncer de mama.

Lachenmeier admitió que el vino tinto pueden contener sustancias preventivas de cáncer, pero esto no se mide en el estudio actual.

El investigador responde que estas conclusiones siguen siendo una conjetura, por el momento: "La mayoría de los estudios sobre estos compuestos, como el resveratrol, se basan en los resultados in vitro, que no son utilizables para las cuantitativas dosis-respuesta en los análisis llevados a cabo en nuestro estudio", dijo.

¿Te gustó el artículo? Compartir

Comenta