115.290 Seguidores !

Un estudio demuestra que los bebedores que no fuman tienen un menor riesgo padecer Alzheimer

Redacción

Martes 29 de Junio de 2010

Leído › 2921 Veces

Un estudio demuestra que los bebedores que no fuman tienen un menor riesgo padecer Alzheimer

Los investigadores descubrieron que el riesgo de sufrir la enfermedad degenerativa del cerebro es más bajo entre aquellos que beben de manera responsable

Alzheimer
El Alzheimer es una enfermedad neurodegenerativa, que se manifiesta con un deterioro cognitivo y trastornos conductuales. Se caracteriza por una pérdida progresiva de la memoria y de otras capacidades mentales, a medida que las neuronas mueren y el cerebro se atrofia. Actualmente la esperanza de vida, tras contraer la enfermedad, suele ser aproximadamente de 10 años.
Tabla de interacciones resultado del estudio
Beber + Fumar = + Alzheimer
Beber + No fumar = - Alzheimer
No Beber + Fumar = - Alzheimer
No Beber + No Fumar = + Alzheimer
Relacionados
    {iarelatednews articleid="1201,991,758"}

Un estudio realizado en nuestro país demuestra un menor riesgo de padecer la enfermedad cuando una persona bebe de manera responsable, moderada y evita el tabaco.

El estudio, realizado por el equipo de investigadores del Departamento de Medicina Preventiva y Salud Pública de la Universidad de Valencia, pretendía demostrar inicialmente una relación entre tabaquismo, alcohol y la enfermedad de Alzheimer.

Sin embargo, tras realizar una serie de encuestas a 250 personas mayores sanas y a familiares de 175 pacientes de la enfermedad degenerativa, llegaron a la conclusión de que la principal relación causa-efecto proviene del tabaquismo.

Los investigadores descubrieron que el riesgo de sufrir la enfermedad degenerativa del cerebro es más bajo entre aquellos que beben de manera responsable y evitan el tabaco.

Los resultados, publicados en la edición de mayo de la Revista de la Enfermedad de Alzheimer, concluyen que las mujeres, para las cuales los resultados parecen ser más favorecedores, que consumían cantidades moderadas de vino, de una a dos copas al día, y no fumaban, tuvieron un riesgo un 52 por ciento menor de contraer la enfermedad de Alzheimer enfermedad que aquellas que se abstuvieron tanto de bebida como de tabaco. Para los hombres, el riesgo fue del 20 por ciento menos.

Lo más increíble del estudio realizado, es que en el caso de los fumadores pero no bebedores, el riesgo de contraer la enfermedad también es menor que los abstemios de bebida y tabaco, es decir, fumar aumenta el riesgo de padecer la enfermedad de Alzheimer en los bebedores, pero no en los no bebedores.

La directora del estudio, Ana García, explicó en un comunicado hecho público que, aunque se tiene que seguir realizando estudios en este campo, parece claro la relación de los "efectos interactivos entre fumar y beber se corroboran por el hecho de que tanto el alcohol como el tabaco afectan a los receptores neuronales cerebrales", añadiendo que los resultados muestran la necesidad de "considerar las interacciones entre el tabaco y el consumo de alcohol, así como otras interacciones, como el sexo, a la hora de evaluar los efectos en el riesgo de Alzheimer".

¿Te gustó el artículo? Compartir

Comenta