Qué vinos argentinos forman parte de los 100 mejores del mundo

Mariana Gil Juncal

Miércoles 19 de Enero de 2022

Compártelo

Leído › 18623 veces

Cada año la prestigiosa publicación Wine Spectator elabora su listado con los 100 mejores vinos del mundo. En el último reporte 4 etiquetas argentinas destacaron en el panorama del vino mundial. Conocé quiénes están detrás de cada uno de ellos.

Luca Malbec Old Vine 2019, Valle de Uco (Mendoza) by Laura Catena

Laura Catena
Laura Catena, , médica y bióloga por Stanford y Harvard, fundadora de Bodega Luca

En el puesto 21 del ránking con 93 puntos, se ubica el primer vino argentino de la destacada lista: un gran ejemplo de Malbec. "Es realmente extraordinario ser uno de los 4 vinos argentinos que forman parte de los 100 mejores del mundo y, además, este año somos el vino #1 de Sudamérica. La verdad que fue una gran sorpresa porque Luca es una bodega pequeña y decimos que nuestros vinos son artesanales porque realmente lo son. Trabajo con Luis Reginato, enólogo y viticultor, a partir de vides viejas para producir un Luca Malbec inolvidable cada año. Por eso, esta distinción es un gran logro para el Malbec y para el vino argentino" comienza más que entusiasmada Laura Catena, médica y bióloga egresada de Stanford y Harvard, quien en 1999 fundó la Bodega Luca para explorar la calidad potencial de pequeñas viñas familiares antiguas, ubicadas en el Valle de Uco, Mendoza.

Del destacado Malbec -elaborado con uvas provenientes de Tupungato, Paraje Altamira y La  Consulta, Valle de Uco- actualmente se elaboran 13.000 cajas de las cuales 7.000 viajan el mercado internacional, donde se puede encontrar a un precio de USD35 la botella. Así que los que quieran disfrutarlo tienen que apurarse ya que tras dar a conocer el listado de los vinos, aumentaron los pedidos y temen que no va a durar hasta la próxima cosecha.  Este Malbec es bien típico desde su color rojo con matices de profundos violáceos pasando por su  nariz que explota con aromas que recuerdan a especias, cerezas rojas y negras junto con el recuerdo a chocolate. En boca sobresale la nota de fondo a café expreso recién elaborado y los sabores frutales dejan una interesante huella en el paladar, con un final increíblemente persistente.

Más allá que actualmente el vino ya está listo para beber, en la bodega aún lo consideran como un vino "adolescente", así que todavía le quedan varios años por delante ya que como explica Laura, hija de Nicolás Catena y cuarta generación de viticultores, "gracias a las vides viejas de bajo rendimiento el Luca Malbec es muy concentrado con taninos larguísimos y muy sedosos". Además esta añada en particular, la 2019, se vio favorecida gracias a los bajos rendimientos, el clima más bien frío y una cosecha temprana. ¿Con qué acompañar a este gran Malbec? Laura recomienda descorcharlo y disfrutarlo con comidas ricas en umami, como la carne y los vegetales asados. ¿Sus preferencias personales? Risotto de hongos porcini y pato con salsa de cereza.

Clos de los Siete 2018, Valle de Uco (Mendoza) by Michel Rolland

Ramiro Barrios
Ramiro Barrios, gerente general de Clos de los Siete

En el puesto 53 del ránking con 90 puntos, se ubica este blend elaborado con Malbec, Merlot, Cabernet Sauvignon, Syrah, Petit Verdot y Cabernet Franc, elaborado Valle de Uco, el terruño al que Michel Rolland le vio un potencial gigantesco hace más de 20 años atrás.

"Esta mención es un gran reconocimiento a la trayectoria de Clos de los Siete y al terroir donde Michel y las familias de Burdeos decidieron invertir hace más de 20 años" comienza Ramiro Barrios, gerente general de Clos de los Siete, quien agrega que "en aquel momento era una gran apuesta pues aún el Valle de Uco no tenía el reconocimiento internacional que tiene ahora ni el Malbec había logrado la fama mundial actual. Sin embargo Michel no tenía dudas del potencial de la zona y del Malbec y por ello convenció a sus socios de sumarse al proyecto".

Clos de los Siete es un blend diseñado por Rolland -con el aporte de las bodegas que constituyen el proyecto- con "el objetivo de causar placer, por lo cual buscamos elegancia, balance y armonía" agrega Barrios, mientras aclara que "si bien es un vino diseñado para disfrutar joven, sorprende por su excelente potencial de guarda, fruto de la alta densidad de los viñedos, los bajos rendimientos y el cuidado trabajo en bodega".

Y si hablamos de la añada en cuestión, la 2018, es una de las mejores cosechas de los últimos 30 años. "Fue un año seco y fresco y con amplitudes térmicas récord especialmente en los meses de marzo y abril que permitieron una aceleración en la maduración que favoreció la acumulación de antocianos y taninos en los hollejos, que se vio traducida en una excepcional calidad de los vinos" recuerda Rolland, quien agrega que la disminución de precipitaciones, de alrededor de un 30% respecto al promedio histórico, permitió lograr un equilibrio óptimo en la fruta, una gran acidez natural y una increíble expresión aromática. Así, "con una sanidad excelente de las bayas, la cosecha se adelantó un par de semanas y se alcanzaron excelentes niveles de madurez de azúcares y polifenoles, que se tradujeron en gran frescura y concentración de los caldos resultantes".

¿Cómo describe el vino su propio hacedor? "Clos de los Siete 2018 presenta un profundo color rojo de atractivos destellos rubí. Sus aromas revelan frutos negros, moras y arándanos y notas florales con un leve toque especiado. El ataque en boca es goloso, envolvente y amplio. Este assemblage nos sorprende por el gran balance de taninos, firmes y redondos, una fruta intensa y una buena tensión ácida que le otorgan frescura y una larga persistencia en boca. Un gran vino para coleccionar, complejo, elegante y seductor".

Como era de esperar la presencia del vino en el TOP de WS conllevó a una gran repercusión del mercado que se tradujo en una mayor demanda por esta cosecha particular. "Sin embargo es real que Clos de los Siete normalmente recibe muy buenos puntajes y distinciones de la prensa especializada con más de 15 cosechas con puntajes por sobre los 90 Puntos" cuenta orgullo Barrios, quien también destaca que la revista Wine Enthusiast escogió a Clos de los Siete 2018 en su TOP 100 de los mejores vinos del 2021.

Si hablamos de acompañamientos, Clos de los siete (vino que se consigue en el mercado internacional a unos USD20 dólares) es un vino "gastronómico, es decir que se adapta a una amplia variedad de comidas que van desde salmón grillado a carnes asadas, pasando por pastas caseras con salsas intensas, risotto y quesos" enumera el gerente de la bodega. Eso sí, suplica: "En todos los casos el secreto es la temperatura de servicio: debe estar entre los 17° y 18° cuando llega a la mesa".

Zaha Cabernet Sauvignon Paraje Altamira Zaha Toko Vineyard 2018,Valle de Uco (Mendoza) by Alejandro Sejanovich

Alejandro Sejanovich

En el puesto 73 del ránking con 91 puntos, se ubica este Cabernet Sauvignon nacido en el Paraje Altamira, en el departamento mendocino de San Carlos, donde hace 9 años Alejandro Sejanovich y Jeff Mausbach comenzaron a elaborar sus dos primeros vinos (Zaha Malbec y Teho Malbec), inspirados en el deseo de reflejar las características del terroir de sus fincas Toko y Tomal.

"Es un orgullo para todo el equipo tener un reconocimiento en una revista referente como WS, teniendo en cuenta además que eligieron un Cabernet Sauvignon de Paraje Altamira" comienza Alejandro "el Colo" Sejanovich, quien subraya que históricamente WS le da mucha visibilidad a los vinos de USA, reconocidos productores de esta cepa, por lo que "esta mención es un gran elogio".

Este Cabernet Sauvignon elaborado literalmente con el corazón (de hecho, Zaha significa corazón) es -según el propio Colo- "un exponente que apunta a la elegancia y con un estilo bien distinto al de nuestros vecinos de Chile, así que hayan elegido este vino en particular es un hito".

En el proceso de elaboración, comenzaron a dibujar el Cabernet a mediados de marzo de 2018 para tener aromas más frescos y silvestres. Unas semanas después, se sumaron los sólidos y refinados taninos, parte vital para darle forma y silueta al vino. Finalmente, en la última parte de la cosecha se incrementó el borde frutado, la concentración y el peso en boca para dar vida a un Cabernet Sauvignon con distintas capas aromáticas y sápidas, complejo, con texturas y expresiones que recuerdan el casis y las hierbas silvestres.

Si nos metemos de lleno en la añada 2018 en el Paraje Altamira, Sejanovich detalla que fue un año "típicamente mendocino con temperaturas calientes en verano y, a partir de febrero hasta la cosecha, aparecieron las frescas con noches. Además fue un año seco, llovió menos que la media. Por lo que la cosecha se adelantó unos 7-10 días. Y al haber tenido un clima más fresco desde febrero, la acidez se percibe bien equilibrada y junto con una gran eficiencia fotosintética, que en la copa nos da una gran calidad de taninos".

Si bien para el hacedor del vino -que se encuentra en el mercado externo a unos USD25- aún es muy pronto para ver repercusiones a nivel de ventas, "sí es importante para la visibilidad de nuestro proyecto en el mercado externo y en el mercado interno pensamos que siempre es una buena noticia para los consumidores encontrar un vino argentino en ese TOP 100, sobre todo porque en ese listado solían entrar bodegas más tradicionales".

Los que quieran disfrutar este destacado Cabernet Sauvignon con sello 100% argentino, según el propio Sejanovich es ideal que lo tomen "con la gente que querés, con amigos o familia, ya que es perfecto para acompañar un momento de encuentro y el vino desde siempre ha sido una excusa para compartir".

Alta Vista Atemporal Albaneve 2018, Valle de Uco (Mendoza)

Patrick d'Aulan, fundador de la bodega Alta Vista

En el puesto 80 del ránking con 9o puntos, se encuentra este blend elaborado con un 62% de Malbec, un 30% de Cabernet Sauvignon y un 8% de Petit Verdot. "Cada año WS elige los mejores 100 vinos entre 15.000 vinos degustados durante el año para su ránking anual. En 2021, nos sentimos honrados de que Atemporal Blend 2018 haya sido uno de ellos", expresó Patrick d'Aulan, fundador de la bodega Alta Vista.

Atemporal significa "sin referencia de tiempo", agrega Julia Cerruti, gerente de marketing y ventas, quien explica que "esa herencia francesa nos inspira para producir un corte con distintas variedades provenientes de un mismo origen criado en roble francés durante 12 meses".

La añada 2018 tiene su origen en Campo de los Andes, Valle de Uco, una de las zonas vitivinícolas más prestigiosas de Mendoza, lo que da como resultado un vino complejo en nariz producto de los tres varietales que lo componen, con notas de violeta y frutas como ciruelas, arándanos e higos. En boca es un conjunto equilibrado donde sobresale la sedosidad del Malbec, la estructura y potencia del Cabernet Sauvignon y la profundidad del  Petit Verdot.

"Los vinos del 2018 muestran un gran equilibrio, con perfiles que van desde lo floral a la fruta fresca, según la zona y el momento de cosecha. En los vinos tintos se destaca una tipicidad varietal marcada, por ejemplo los Cabernet Sauvignon presentan notas de fruta roja y pimentón muy bien integradas; y en los Malbec se destacan los frutos rojos y frescos sin notas de sobremadurez" detalla Cerruti quien agrega que la cosecha premiada dio vinos tintos con taninos muy aterciopelados y tonalidades intensas, con niveles de pH más bajos que los promedios anteriores debido a un mejor equilibrio en la uva y una fecha de cosecha precoz.

Tras la mención de WS la añada 2018 del Atemporal se agotó al instante pero Cerruti celebra que la nueva cosecha ya está lista en los distintos mercados internacionales (y en nacional) donde se puede conseguir a unos USD22. ¿Con qué acompañar este vino que nos invita a detener el paso del tiempo? "Atemporal blend es un vino gastronómico por excelencia" recalca la gerente de marketing quien sugiere acompañarlo con carnes rojas grilladas o platos potentes, sabrosos e intensos.

Mariana Gil Juncal
Licenciada en comunicación social, periodista y sumiller.
¿Te gustó el artículo? Compártelo

Leído › 18623 veces

Comenta