De Invierno: el más Dulce de los Verdejos de Javier Sanz

Javier Campo

Viernes 09 de Septiembre de 2016

Leído › 3130 Veces

Así, con éste verdejo Dulce de Invierno, Javier Sanz coloca la “guinda” en su Colección V, un trabajo de investigación, pero sobre todo de ilusión

La DO Rueda nos regala sus maravillosos vinos y entre ellos, encontramos singularidades fruto del trabajo de las bodegas y del afán por buscar ese punto diferenciador.

Javier Sanz y su equipo, en La Seca, Valladolid, elabora vinos con la experiencia de cuatro generaciones a sus espaldas, aunque hoy, solo subimos a la palestra a su vino dulce elaborado con la uva reina, la verdejo en un atrevido mestizaje con la grassa (gorda), una uva de Moldavia pariente (según algunos) de la moscatel y de la furmint (según otros).

Su elaboración está marcada por tres procesos diferenciados cuyo objetivo es concentrar azúcares. En uno de ellos dejan secar la uva verdejo en un sobrao para reducir el agua de las bayas. En otro proceso, la uva se "congela" para su prensado y la tercera parte viene marcada por la vendimia tardía de la gorda cercana a diciembre cuando la uva concentra su azúcar al máximo. De estas tres fases se obtienen tres mostos que se ensamblan en barrica de roble francés con un resultado que llena unas 5000 botellas de 50cl.

Su caída en copa es densa y elegante y nos deja ver un color dorado. En nariz, se entremezclan frutas deshidratadas como los higos y los orejones, con piel de cítrico y melocotón en almíbar. En la boca, presenta una equilibrada acidez y frescura y es elegante sin resultar pesado. Además de maridar muy bien con un micuit de foie o con un buen stilton, recomiendo probarlo con un arroz picante khao pad de la cocina tailandesa. Gran contraste.

Javier Campo
Sumiller y escritor de vinos
¿Te gustó el artículo? Guárdalo

Comenta