6 infografías para comprender como se elabora cada tipo de vino

Compártelo

Leído › 41383 veces

En el mundo existen multitud de tipos de vinos que podemos clasificar por diferentes aspectos: tipos de uvas, cantidad de azúcar, color, crianzas... sin embargo, hilando más fino la mayoría de ellos suelen seguir métodos de elaboración similares.

A través de seis infografías de diagrama, en este artículo hacemos un recorrido visual por los principales tipos de vinos siguiendo criterios de los principales tipos de elaboración:

Proceso de vinificación de los vinos blancos

Los vinos blancos son aquellos que se elaboran con uvas blancas o bien con uvas tintas vinificadas en blanco. Se elabora evitando las pieles de las uvas, de forma tal que el producto final tenga poco color. Existen muchas variedades de uvas utilizadas para elaborar blancos así como tipos de elaboración para blancos, incluso más que para tintos, sin embargo, cuando hablamos del vino blanco joven clásico la mayoría de las veces sigue el siguiente esquema:

Proceso de vinificación de los vinos tintos

Los vinos tintos son aquellos que se elaboran exclusivamente con uvas tintas. El secreto de su color oscuro reside en que, mientras se está produciendo la fermentación, se dejan macerar encima del mosto las pieles de las uvas, las cuales le aportan el color y el aroma característicos de este tipo de vino. Existen muchas variedades de uvas utilizadas para elaborar tintos así como muchos tipos de elaboración, aunque el proceso clásico habitual sigue el siguiente esquema:

Proceso de vinificación de los vinos maceración carbónica

La 'maceración carbónica', es un sistema de elaboración tradicional que permite obtener vinos jóvenes, muy aromáticos y de un agradable paso de boca. La producción de vinos por maceración carbónica se realiza en realidad en dos etapas o procesos claramente diferenciados, aunque en la práctica se solapan y aparenta uno solo. El siguiente esquema nos muestra el procedimiento:

Proceso de vinificación de los vinos rosados

Los vinos rosados provienen de una vinificación de uvas tintas con muy poco tiempo de maceración, de contacto entre las pieles y el jugo, logrando de esa manera una leve cesión del color. De esta forma, una maceración de unas 24 horas otorga al vino una tonalidad apenas sonrosada, mientras que con otra de 48 ya se logra un rosado intenso. Otros factores (tales como la variedad de uva utilizada y los deseos del elaborador) también entran a jugar en el color y tono finalmente obtenido. El rosado es considerado por muchos expertos como un vino "difícil" debido a que está lleno de sutilezas en sus colores, aromas y sabores, no siendo de intensidad en ninguno de estos aspectos y debiendo ser apreciado básicamente por sus matices. En cualquier caso, la mayor parte de rosados tradicionales se elaboran siguiendo el siguiente esquema:

Proceso de vinificación de los vinos espumosos

Los vinos espumosos o espumantes son aquellos que contienen burbujas de gas carbónico producto de una segunda fermentación dentro de la botella. Esa segunda fermentación es generalmente forzada a través de un agregado de vino con azúcar disuelto, aunque no es el único método. Su denominación de espumosos o espumantes se debe a que las burbujas de gas producen espuma en el momento de servirlo. Este tipo de vino debe diferenciarse de aquellos otros que son gasificados, cuyas burbujas gaseosas no son producto de un proceso natural, sino a los cuales se les inyecta gas de manera similar a como se lo hace con las bebidas gaseosas. Por tanto la elaboración de los vinos espumosos se suele denominar método "tradicional" o "champenoise" en honor a su origen, y sigue el siguiente esquema:

Proceso de vinificación de los vinos generosos

Se conoce con este nombre a una enorme variedad de vinos que se elaboran con procedimientos especiales, generalmente de tipo artesanal, y que pueden dar como resultado tanto un seco como un dulce, y una enorme gama de sabores y aromas. Esos procedimientos se basan en la adición de licor (encabezados) y la crianza biológica. Una o varias de estas y otras técnicas combinadas, dan como resultado a estos vinos especiales. El procedimiento básico sigue el siguiente esquema:

¿Te gustó el artículo? Compártelo

Leído › 41383 veces

Comenta