El consumo y facturación del vino blanco creció casi 10 veces más que los tintos en 2019

Viernes 10 de Julio de 2020

Compártelo

Leído › 2055 veces

Los tintos siguen siendo los vinos más adquiridos en alimentación en España, si bien los blancos cobran bastante relevancia por su importante crecimiento

Los vinos tintos siguen siendo los más consumidos en España de forma clara, aunque los blancos cobran bastante relevancia tanto en la categoría de vinos con DOP como en la de vinos sin indicación, según revela el panel de alimentación del año 2019 publicado recientemente por el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación (MAPA) y analizados por el Observatorio Español del Mercado del Vino (OeMv).

Según el mismo informe el vino tranquilo con DOP en 2019, solo creció el volumen adquirido de vino blanco (+10% hasta los 33,6 millones de litros), con leves caídas de alrededor del 1% tanto para tintos (99,2 millones de litros) como para rosados (6,1 millones).

Sin embargo, las tres categorías crecieron en valor: el blanco gana cuota al crecer un 9% hasta los 142,7 millones de euros, si bien el liderato de tintos es muy claro, con 446,2 millones (+1,8%). A bastante distancia encontramos a los rosados, con un aumento del 2,6% hasta rozar los 20 millones de euros.

El blanco fue el único vino con DOP que bajó de precio respecto a 2018, aunque apenas un 0,9% (de 4,29 a 4,25 €/litro). En cambio, el precio del tinto con DOP subió un 2,8% (de 4,38 a 4,50 €/litro), y un 3,9% el de rosado con DOP (de 3,15 a 3,27 €/litro).

En cuanto a los vinos sin sellos ni indicaciones, es decir el vino tranquilo sin DOP ni IGP, la buena marcha de los blancos no compensó la fuerte caída de tintos y rosados. El tinto sigue siendo el más consumido con 71,2 millones de litros (- 18%) y 96,5 millones de euros (- 16,2%), si bien el blanco se le acerca cada vez más, con 66,7 millones de litros (+6,6%) y 88,3 millones de euros (+11%). El rosado cerró el año en los 8,4 millones de litros (-13%) y en los 13,5 millones de euros (- 6,5%); un excepcional mes de diciembre suavizó su caída anual.

En global, las compras de vino en el canal de alimentación español (consumo en hogares, que debe distinguirse de la estimación para le total de consumo de vino en España, incluidos todos los canales) se situaron en 2019 en los 355 millones de litros, unos 6 millones menos que en 2018 y cantidad más baja desde que tenemos datos. Sin embargo, el valor volvió a crecer por segundo año consecutivo hasta superar los 1.070 millones de euros, el mayor en 10 años, mientras que se ha batido un récord histórico si sumamos las cifras de bebidas con vino, que daría un total de 1.193 millones de euros.

En 2019, solo cayeron las compras de vino tranquilo sin DOP ni IGP, que aún sigue siendo el más consumido, si bien el vino tranquilo con DOP está cada vez más cerca. En valor, el liderato del DOP es indiscutible, superando por primera vez los 600 millones de euros. Crecen el resto de categorías, especialmente el vino con IGP o de la Tierra, destacando la recuperación de Cava y espumosos con DOP tras dos años de descensos.

¿Te gustó el artículo? Compártelo

Leído › 2055 veces

Comenta