Cepas Vellas de Finca Garabato

Javier Campo

Jueves 02 de Abril de 2020

Compártelo

Leído › 1345 veces

La fidelidad de Adegas Valtea por la variedad albariño, se refleja en este vino de cosecha limitada y trabajo delicado. Quizás uno de los grandes vinos gallegos con una excelente relación calidad precio

Aunque el proyecto es más antiguo, Valtea lanza su primer vino al mercado en 2002. Si nos ubicamos geográficamente, los podemos encontrar en Crecente, Pontevedra, y amparado por la Denominación de origen Rías Baixas.

Una de las cosas que marcan la identidad de Valtea es la fidelidad a la uva albariño con la que elaboran todos sus productos y, experimentan con la versatilidad de esta variedad, incluso atreviéndose con un espumoso Brut Nature o unos más que interesantes destilados.

La lista de galardones recibidos se hace larga de explicar y quizás, el mejor premio sea poder degustar por el cliente final uno de los albariños mejor valorados por su relación calidad precio.

Carla González, es ingeniera técnica agrícola y enóloga de la bodega. Su selección de las cepas más viejas para elaborar el Finca Garabato se aleja de las crianzas en madera y apuesta por el trabajo de lías con batonage. Solo es usado el mosto del primer escurrido y su crianza es de permanencia en depósito de acero inoxidable.

En la copa presenta brillo con un color amarillo pajizo y destellos dorados. A copa parada es muy fragante y, al entrar en movimiento, aparece fruta blanca madura y toques de hierba fresca. En boca, tiene una amplia entrada, te llena de sensaciones glicéricas, entremezcla la acidez y el sabor de la manzana y su postgusto es largo y elegante. Un vino muy gastronómico sin duda y que es un buen compañero de viaje en muchos platos de la gastronomía gallega y otras cocinas como la japonesa.

Javier Campo
Sumiller y escritor de vinos
¿Te gustó el artículo? Compártelo

Leído › 1345 veces

Comenta