El vino como inversión alternativa y libre de impuestos

Luis Expósito García

Viernes 06 de Mayo de 2016

Compártelo

Leído › 4719 veces

Claves para comprar vinos de inversión y ganar dinero libre de impuestos

vinos

El sector vinícola tiene un atractivo adicional ya que permite a inversores darse el gusto de disfrutar de su afición al mismo tiempo que ganan dinero (en caso de que las ganancias sean buenas se puede descorchar una botella y celebrarlo).

El "Liv-ex Fine Wine 100 Index", que traza el valor de cien de los vinos más deseados del mundo, ha crecido solo un dos por ciento durante este último año, pero un cuatro por ciento si se tienen en cuenta solo los tres últimos meses.

Durante más de una década este índice se ha duplicado, a pesar de una temporada floja en los últimos cinco años, en el que el precio de muchos vinos selectos cayó casi un tercio debido a las pobres cosechas.

No obstante, algunas bebidas han disparado su valor. Una botella de Carruades de Lafite del 2004, por ejemplo, se disparó un 650% (de menos de 20 dólares a alrededor de 150 dólares) en tan solo 10 años.

Burdeos, vinos de inversión

Alrededor del 80 por ciento de los vinos que figuran en el índice proceden de región francesa de Burdeos. Eso sí, no confíes en tu propio paladar a la hora de invertir, sino que sigue al crítico americano de vino Robert Parker. La regla de inversión es simple, si Parker puntúa un vino por encima de 97 sobre 100 se considera "un vino extraordinario" y apto para inversión.

No necesitas visitar viñedos en busca de un buen vino de cosecha ya que los expertos comerciantes de vino ('négociants' como se los denomina en el sector) estarán ansiosos en hacerlo por ti. Los comerciantes expertos que deberías considerar al comprar incluyen a: Farr Vinters, Justerini & Brooks, Berry Bros & Rudd y Alex Marton Fine Wines.

En cuanto al momento actual, muchos expertos lo consideran óptimo para entrar en una inversión en vinos. Según el comerciante Alex Marton: "Como en la mayoría de inversiones, no existe una garantía de que ganarás dinero, pero los precios son razonables en este momento y no están muy inflados, por lo que no existe ninguna razón por la que no seas capaz de recibir al menos alguna ganancia a largo plazo en una década"

En cuanto a la seguridad de estas inversiones Marton advierte que "es un sector no regulado, por lo que los inversores deberían ser precavidos al comprar vino. La mejor opción es contactar con un distribuidor reputado e ir en persona con alguna persona en la que sientas que se puede confiar".

En cuanto a los activos (el vino) los expertos comerciantes o 'négociants' buscan vinos "en primeur" (vinos de cosecha que todavía están en el barril). Invertir en estos vinos todavía jóvenes podría considerarse como una pequeña parte de una cartera de valores, ya que pueden tener mayor valor que los vinos embotellados (especialmente si posteriormente un vino de cosecha se convierte en uno de los más deseados).

Para beneficiarte de la gran cantidad de las exenciones fiscales disponibles para los inversores en vino, nunca debes ver las botellas tú mismo. Cuando lo adquieras, el comerciante se ocupará de almacenar el vino en depósitos aduaneros especiales con la temperatura controlada, lo cuál evade el IVA o cualquier impuesto que podría aplicársele de otro modo. Digamos que no se aplica el impuesto miestras no exista la transacción del bien.

En todo cado, calcula que tendrás que pagar entre 10 a 20 dólares al año por almacenar allí una caja de 12 botellas, pero tendrás incluido en este precio un seguro de pérdidas o daños. El vino se almacena normalmente un mínimo de diez años antes de venderse.

A la hora de vender allí no habrá que pagar impuestos sobre el patrimonio (que pueden llegar a suponer el 28 por ciento para los contribuyentes de tarifas más elevadas) en cualquier beneficio obtenido sobre la asignación anual. Esto es así porque el vino es considerado "un activo agotable".

Los comerciantes se centran en mayor medida en los mejores vinos de la zona de Burdeos. Estos incluyen los 5 "Premier Cru" más altos de la lista en los que se incluyen los Chateaux Haut-Brion, Lafite Rothschild, Latour, Margaux y Mouton Rothschild. Luego también están los productores de "segunda etiqueta", entre los que se incluyen los Chateaux La Mission Haut-Brion, Montrose, Cos d'Estournel y Leoville Las Cases.

Luis Expósito García
Profesor y escritor
¿Te gustó el artículo? Compártelo

Leído › 4719 veces

Comenta