¿Los mejores viñedos del mundo?

José Peñín

Viernes 01 de Octubre de 2021

Compártelo

Leído › 2338 veces

World's Best Vineyards premia a "los mejores viñedos del mundo" | Foto: worldsbestvineyards.com

Hace poco se concedieron los premios a los mejores viñedos del mundo en la 50 World's Best Vineyards 2021, que organiza la William Reed, una potente multinacional inglesa de comunicación, marketing y eventos al rebufo del exitoso 50 World' Best Restaurant, ambos incluidos bajo el icono "50 World' Best", que incluyen diferentes gremios empresariales, emprendimientos, etc... A este ritmo no tardarán en montar lo mismo para los mejores vinos del mundo.

Antes que nada, añadir que los comentarios que han suscitado el sistema de selección de los Best Restaurant han sido discutidos por un gran número de periodistas del ramo dada la escasa fiabilidad de los resultados a través de un heterogéneo jurado mundial que, en su mayoría, no visitan todos los restaurantes y, por lo tanto, eligen a los establecimientos que conocen, unos más y otros menos. Un tema que no voy a comentar en este post, ni tampoco sobre la estructura del concurso y su financiación, que sería argumento para otro artículo.

Los anglosajones, por su mayor difusión mediática, son muy dados a organizar eventos bajo el título "mejores del mundo", una frivolidad que se permiten, aunque no sea verdad. En otro post de mi blog hablo de una experiencia idéntica organizada por la revista Wine Spectator sobre los vinos "mejores del mundo", que son los que catan en su revista durante ese año, pero que jamás llegan a conocer todas las marcas que se producen en el planeta.

El viñedo no cambia cada año

Pues bien, de lo que voy a tratar hoy es mi pasmo en la elección de los mejores viñedos del mundo inventado por el citado grupo de comunicación. No entiendo muy bien que cada año se haga un concurso de los mejores viñedos cuando es un retrato inmóvil. El viñedo de cada bodega es el mismo, no cambia cada año, excepto que hubiera nuevas bodegas que merecieran esta distinción, algo difícil porque casi siempre son las mismas. A lo mejor se debe a que el jurado puede ser distinto, determinando que el orden de los premiados sea diferente, lo cual me parece poco razonable. Es cierto que el término "vineyard" que se traduce como viñedo, encierre en la lengua inglesa un concepto donde cuenta el conjunto de viñedo y bodega. Pero si fuera así ¿Qué lógica tiene que Riscal, segundo clasificado en la edición de 2021, sea sexto en la de 2020 cuando las cinco bodegas que tenía delante participaron en ambas ediciones?

Es posible que el término "vineyard", que en inglés expresa propiedad vitivinícola, sea más mediático y seductor que "winery" (bodega según traducción) que relaciona con una gran planta de producción vinícola. Leyendo los argumentos para ser elegidos, como decía antes, no solo cuenta el viñedo, sino también el valor como empresa que engloba todo dentro de una estética enoturística y no tanto por la calidad agrícola y geológica de la viña.

En el caso de las firmas españolas del ranking no se destacan tanto por su viñedo singular como por otros elementos como la historia y dimensión neoclásica de las instalaciones de Gonzalez Byass, la espectacular arquitectura de titanio de Riscal, el concepto chateau de Abadía Retuerta y el viñedo "nuevomundo" de Torres.

Afortunadamente, he visitado la mayor parte de las bodegas seleccionadas y he de reconocer que "están las que son". Las de Europa casi todas brillan por su historia y pulcritud, y las del Nuevo Mundo por el diseño arquitectónico de las edificaciones. Es curioso el porcentaje tan elevado de las firmas del cono sur (10 bodegas) en donde el enoturismo, como espejo californiano, prima sobre todo lo demás.

El concepto viñedo

¿Qué es el mejor viñedo? Sin duda, el que mejor vino produce como resultado de la elección del suelo más conveniente y el viñedo más cuidado. Todo lo demás se ceñiría a la belleza. Por lo tanto, lo lógico sería el "viñedo más bello del mundo", en el que parece que se valora más la espectacularidad como obra humana que la belleza paisajística en su relación con la Naturaleza.  Pero también es bello un pequeño viñedo salvaje insertado entre la maleza, como puede ser el de bodegas Cámbrico en Salamanca, o la calidad del suelo de la viña de Pingus, o el terruño abancalado de Dominio de Bibei en la Ribeira sacra, que también son clave para hacer vinos mejores.

El negocio de este absurdo concurso parte de que los premios se dan, en general, a las grandes bodegas y corporaciones más poderosas económicamente y que, cuentan con los viñedos más grandes y geométricos, pero no hasta el punto de elegir el mejor cada año. En las tres ediciones, el mejor viñedo del mundo lo obtuvo la bodega argentina Zuccardi. ¿Qué razón hay para que no obtenga la misma posición en las próximas ediciones? Es el show que una agencia de la magnitud de William Reed sabe organizar como nadie. Ahí tenemos la espectacularidad mediática del 50 World's Best Restaurant, que en pocos años ha eclipsado el montaje anual de la Michelin, aunque no su prestigio.

José Peñín
Posiblemente el periodista y escritor de vinos más prolífico en habla hispana.
¿Te gustó el artículo? Compártelo

Leído › 2338 veces

Comenta