113.226 Seguidores !

¿A Qué temperatura debo servir el vino?

Lunes 08 de Junio de 2015

Leído › 45270 Veces

Al vino le sienta peor el calor que el frío, un vino más frío de lo normal puede dejarse templar con el ambiente, sin embargo un vino demasiado caliente, puede haberse estropeado o es muy difícil enfriar sin estropearlo

Por lo general el vino blanco se sirve más frío que el vino tinto, no obstante no todo el vino blanco se sirve frío ni todo el tinto a temperatura ambiente. Cada tipo de vino tiene su temperatura óptima de servicio.

Antiguamente el vino se guardaba en la bodega, que normalmente se encontraba en fríos sótanos de las casas de antaño, donde permanecía frío de manera "natural", cuando se sacaba para el consumo debía permanecer en el comedor para su temple y poder disfrutar así de su buqué o aroma que de otra forma no se apreciaría. Este es el sentido de servir el vino a temperatura ambiente.

Guardar el vino en habitaciones donde la temperatura es demasiado alta puede ser perjudicial para el vino, así, por ejemplo, un vino nunca se debe guardar en la cocina de casa.

Un error muy común también, es creer que los vinos blancos hay que servirlos muy fríos. El vino blanco se sirve frío con objeto de paliar una excesiva acidez, no obstante el calor en los blancos revela toda su juventud y frutalidad tanto en nariz como en boca. Demasiado calor en los blancos puede dejar presente el alcohol en exceso.

Por tanto, en un vino blanco se trata de buscar la mejor expresión a través de la relación acidez-aroma que se conseguirá no enfriando demasiado el vino. Lo ideal sería consumir el vino blanco a la temperatura que se encuentra en bodega, sin sufrir variaciones.

No almacene nunca el vino en la nevera o frigorífico. El vino blanco guárdelo en bodega fresca, armario refrigerado o simplemente en un lugar fresco.

Cuando vaya a servirlo use cubitera con hielo, agua y un poco de sal para enfriarlo. En caso de que no disponga de cubitera también puede usar el frigorífico para el servicio, pero necesitará mucho más tiempo que la cubitera para conseguir el mismo efecto. Pasar de 20ºC a 8ºC en cubitera puede llevar unos 15 min. Mientras que en el frigorífico 1-2 horas. Nunca deje más de 2 horas el vino en el frigorífico y nunca use el congelador para enfriar el vino.

En los vinos tintos, una vez elegido el vino de la bodega o armario refrigerado, el proceso de templado puede desde uno minutos hasta un par de horas, dependiendo de la temperatura ambiente .

Una vez templado, se puede emplear un recipiente aislante especial para vinos si la temperatura ambiente es demasiado elevada. Nunca ponga una botella de vino cerca de una fuente de calor.

En exteriores, el servicio y temperatura del vino adquieren mayor atención puesto que los cambios frío-calor pueden ser considerables.

Preserve de los rayos del sol y el calor cualquier vino y consérvelos a la sombra y en los lugares más frescos. Use recipientes refrigeradores o cubiteras para enfriar los blancos.

Temperaturas recomendadas para el servicio de los vinos

Espumosos Cava, cremant, champagne, saumur, sekt 4-7ºC
Espumosos especiales Champagne milesimado 6-8ºC
Blancos ligeros y secos Penedés, albariño, saugvinon de alsacia, 6-8ºC
Blancos semisecos y amplios Borgoña, chardonnay navarro y catalán, gravés, rioja, auslese 9-12ºC
Blancos licorosos Sauternes, vendimia tardía 11-13ºC
Rosados Se pueden servir muy fríos 5-8ºC
Tintos jóvenes Loira, rioja alavesa, cotes-du-rhone 10-12ºC
Tintos corrientes Burdeos, borgoña, rioja 14-15ºC
Tintos de pinot noir Borgoña 16-17ºC
Grands crus Ribera del Duero, cruz classé de Burdeos, cote-rotie 17-18ºC
Especiales Jerez fino 9-11ºC
Especiales Jerez amontillado, madeiras, jerez oloroso, oportos 15-16ºC
Especiales Oporto vintage 16-18ºC
Especiales Vinos dulces naturales 8-10ºC

¿Te gustó el artículo? Compartir

Comenta