Bodegas BAIGORRI, un proyecto donde la naturaleza y la tecnología se han unido para trabajar en armonía

Carmen Fernández

Jueves 10 de Junio de 2021

Compártelo

Leído › 1210 veces

Un edificio emblemático y referente mundial en orientar su arquitectura al servicio del proceso de elaboración del vino por gravedad

Ubicada en la localidad alavesa de Samaniego y bajo la Sierra de Cantabria se encuentra Bodegas BAIGORRI, una caja de cristal integrada perfectamente en su entorno que emerge en un lugar emblemático de la Rioja Alavesa, un mirador creado para acoger al visitante desde el cual tendrá una visión privilegiada rodeada de viñedos hasta donde la mirada se pierde en el río Ebro. Un marco incomparable para el cultivo de la vid en el que la gravedad adquiere todo el protagonismo.

Bodegas BAIGORRI ha sido diseñada y construida por el arquitecto Iñaki Aspiazu, creación dirigida al peculiar modo de elaboración de sus vinos y referente de la arquitectura en el paisaje respetando al medio donde se enclava.

El edificio, adaptado perfectamente a la topografía existente, permite desarrollar todo el proceso de elaboración del vino de manera armoniosa bajo la superficie, a través de sus 7 plantas subterráneas. Un lugar donde se puede disfrutar del enoturismo en plena vendimia, contemplando desde cualquier punto y de forma didáctica, cómo se desarrolla el proceso de elaboración del vino en plena vendimia.

La gravedad como aliado del enoturismo

Y es que en Bodegas Baigorri la gravedad es la protagonista, permitiendo que la uva llegue entera a la fermentación y desarrollando todo el proceso de manera vertical, evitando cualquier tipo de remonte mecánico.

No existe tolva de recepción y no se utilizan bombas para el traslado de la uva ni para el remontado de los depósitos que puedan dañarla. Desde las mesas de selección hasta el embotellado a lo largo de las siete plantas subterráneas de la Bodega, la gravedad hace posible los movimientos de la uva, optimizando así todas las fases del proceso y ofreciendo una visión didáctica e ideal para los visitantes, lo que hace de Baigorri una bodega ideal para vivir en primera persona la vendimia.

Finamente, el vino descansará en barricas nuevas de roble francés, encargadas de realizar la crianza y dar a los vinos ese punto equilibrado de madera y fruta, mientras aguardan el momento perfecto para salir al mercado.

Enoturismo

La bodega está abierta para las visitas guiadas durante todo el año, y en diferentes idiomas. Además, se ofrece a los visitantes la opción de probar un menú degustación con productos de la Tierra acompañado con sus vinos en el Restaurante situado en la sexta planta subterránea con vistas a los Viñedos y Sala de Barricas.

Carmen Fernández
Licenciada en CC de la Información y especializada en enogastronomía y turismo
¿Te gustó el artículo? Compártelo

Leído › 1210 veces

Comenta