Presentación de las Bodegas Pegasus Bay.

Autor

Jesus Gómez

Jesus Gómez

9 de Noviembre de 2017

Leído › 194 veces

Ayer fue la presentación de unas de las bodegas mas representativas y conocidas de Nueva Zelanda. Se trata de Pegasus Bay.

El evento fue en el restaurante Angelita Madrid a través de su distribuidora en España Grupo Meddis.

La cata fue dirigida por Edward Donaldson, propietario y marketing manager de la bodega.

La propiedad esta situada en la bahía de Pegasus en la zona centro-este de la isla del sur en el valle de Waipara-Canterbury.

El valle esta separado del océano por una sierra que protege de los vientos fríos del Pacifico.

Por el oeste hay influencia de la cadena montañosa Alpes del Sur pero gracias a la proximidad del océano atempera esa influencia fría.

El resultado es un clima suave que ayuda a la optima maduración de las uvas.

Los suelos son arenosos y pedregosos, resultado de las épocas glaciales.

Es una bodega familiar. La familia Donaldson son pioneros en la viticultura de la zona, allá por los años 70.

Ellos ademas tienen una alta contribución a diferentes campos como la neurología por parte de Iván o a la opera por parte de Christine.

Organizan conciertos en la bodega en un anfiteatro natural entre los viñedos.

De echo, buena parte de los nombres de sus cuvées están relacionadas con la opera.

La bodega posee también un restaurante muy reputado en Oceanía tanto por la comida como por la calidad en su carta de vinos con buena cantidad de añadas viejas y el privilegio de pedir todos sus vinos tanto por botellas enteras como por copas individuales.

Trabajan diferentes varietales de origen europeo como sauvignon blanc, riesling, semillon, chardonnay, gewürztraminer, merlot o cabernet sauvignon.

En la cata hubo una buena representación de las diferentes cuvées que trabajan.

A titulo personal destaco su pinot noir, elegante y con tensión en boca. También me gusto bastante su vino de sauvignon blanc/semillon, coupage bordelés para un vino fragante y con volumen en boca. Entre sus riesling, la cuvée Encore, elaborada con uvas atacadas por botrytis, muestra un perfil profundo y sobre todo con un gran equilibrio dulzor-acidez.

Sin duda una gran oportunidad de acercarse al carácter de estos vinos que muchas veces nos resultan tan remotos, de una forma ideal, a mano de su elaborador.

 

Jesús Gómez.

Un artículo de Jesus Gómez
Crea tu post!

Comenta