Iberoamérica, nuevo objetivo de los vinos manchegos

Un viaje al corazón del vino manchego para conquistar Iberoamérica

Miércoles 08 de Mayo de 2024

Compártelo

Leído › 1397 veces

Esta primavera ha comenzado de forma especial para los vinos con Denominación de Origen La Mancha. El Consejo Regulador ha puesto en marcha una iniciativa llamativa para reforzar su posición en el mercado internacional, en particular, en el ámbito iberoamericano. Esta estrategia, conocida como la misión inversa, ha invitado a una selección de importadores de América Latina y Brasil a sumergirse en el corazón vitivinícola de España.

La experiencia arrancó con una introducción a los encantos de Toledo, una ciudad que en sí misma es un emblema de la cultura española, antes de sumergirse en el verdadero protagonista de esta aventura: el vino manchego. Desde el domingo pasado, este grupo de profesionales ha iniciado un itinerario meticulosamente planificado por algunos de los rincones más emblemáticos de La Mancha. La idea es ofrecer un acercamiento real y tangible a las prácticas, la tradición y, por supuesto, los sabores que definen a esta región.

El recorrido comenzó en la sede del Consejo Regulador, donde se realizó una presentación inicial de los vinos de nueve bodegas destacadas. En este espacio, al aire libre y rodeados por la arquitectura característica de la región, los visitantes tuvieron la oportunidad de degustar una variedad de vinos, cada uno con una historia que contar.

A lo largo de la semana, el grupo tiene previsto visitar varias ciudades y pueblos de relevancia vinícola, como Tomelloso, Villarrubia de los Ojos, Villarrobledo, Manzanares y Madridejos. Estas visitas no son meros paseos turísticos; se trata de un acercamiento profundo a la cultura vinícola, donde se explorarán tanto las instalaciones modernas como los métodos tradicionales de vinificación. Además, lugares con un encanto especial como Campo de Criptana, famoso por sus molinos de viento, y Socuéllamos, con su conocida Torre del Vino, también forman parte del itinerario, incluyendo más sesiones de cata.

Más allá de las visitas, esta misión tiene un claro enfoque estratégico. Con el mercado chino mostrando una demanda estancada, La Mancha busca diversificar su presencia internacional. La elección de enfocarse en América Latina no es casual; es un reconocimiento tanto al potencial económico como a la afinidad cultural, alimentada por la figura universal del Quijote. Según Ángel Ortega, gerente del Consejo Regulador, existe un reconocimiento significativo y un potencial de crecimiento en estos mercados que podría ser esencial para el futuro de los vinos manchegos.

Los participantes de esta misión provienen de diversas realidades comerciales y culturales. Desde México hasta Brasil, pasando por la República Dominicana, cada uno aporta una perspectiva única sobre la importación y comercialización del vino. Sus impresiones y experiencias en La Mancha podrían traducirse en nuevas oportunidades de negocio y colaboración. Como destacó Wilton Conde de Brasil, el interés por el vino está en auge en su país, mientras que Ivonne Ortiz de México apuntó a la modernización y el énfasis en la fruta como factores clave para captar el interés de los consumidores mexicanos.

Con estos encuentros, La Mancha no solo está mostrando su patrimonio y calidad vitivinícola, sino que también está tejiendo lazos más fuertes con el mundo del vino iberoamericano, abriendo así nuevas rutas para la exportación y el reconocimiento internacional de sus vinos.

¿Te gustó el artículo? Compártelo

Leído › 1397 veces