Galicia introducirá clones de Albariño y Godello, resistentes a enfermedades y al cambio climático

Las nuevas uvas modificadas genéticamente mejorarán la producción y la calidad del vino gallego

Lunes 26 de Febrero de 2024

Compártelo

Leído › 3990 veces

La industria vinícola española, conocida mundialmente por su riqueza y diversidad, se encuentra ante un desafío transformador gracias a los avances en investigación y desarrollo de nuevas variedades de uva. Esta revolución, centrada en la resistencia a enfermedades como el mildiu y el oídio, promete no solo mantener la calidad y el carácter único de los vinos españoles sino también mejorar su sostenibilidad ambiental.

Agromillora, en colaboración con su socio italiano Vivai Cooperativi Rauscedo, ha liderado este cambio durante los últimos treinta años. Inicialmente, su enfoque se centró en variedades internacionales conocidas; sin embargo, recientemente, han ampliado su mirada hacia variedades autóctonas españolas, poniendo especial atención en dos joyas gallegas: la albariño y la godello. Esta empresa se encuentra a punto de introducir en España los primeros clones de estas variedades que son resistentes al mildiu y al oídio, obtenidos tras meticulosos procesos de cruzamiento. Este logro no solo representa un avance técnico sino también un compromiso con la preservación del patrimonio vinícola español.

Los nuevos clones, que mantienen entre un 95 y un 98 % de la genética original de las variedades gallegas, prometen una revolución en el tratamiento y cuidado de los viñedos. Reduciendo drásticamente la necesidad de tratamientos químicos, estos clones no solo ayudan a proteger el medio ambiente sino que también suponen un ahorro significativo para los viticultores. En regiones como Galicia, donde el clima húmedo favorece la proliferación de estas enfermedades, la introducción de variedades resistentes podría reducir los tratamientos fungicidas de veinte a cinco al año, lo que representa un cambio radical en la gestión de los viñedos.

La legislación actual en España, sin embargo, es un obstáculo para la rápida adopción de estas innovaciones. Mientras que en países como Francia, Italia y Alemania los procesos de autorización para el cultivo de nuevas variedades son más ágiles, en España se requieren hasta cinco años de estudios. Esto significa que, aunque los clones resistentes de albariño y godello ya están disponibles para investigación, su cultivo comercial aún tardará en ser una realidad en el país.

Más allá de las fronteras españolas, las variedades resistentes ya están haciendo mella en la industria vinícola global. Bodegas en Italia y Cataluña, por ejemplo, han adoptado estas nuevas uvas para elaborar vinos que no solo son respetuosos con el entorno sino que también han sido reconocidos por su calidad. Esto demuestra que la resistencia a enfermedades y la calidad vinícola no son mutuamente excluyentes, sino que pueden avanzar de la mano hacia un futuro más sostenible.

El proyecto de Agromillora no se detiene en la mera creación de clones resistentes; va más allá, buscando preservar la "tipicidad" de cada variedad, ese conjunto de características sensoriales que hacen a cada vino único. A través de microvinificaciones y presentaciones en ferias sectoriales, se busca validar que los vinos producidos con estas nuevas variedades mantienen la esencia que los aficionados esperan de un albariño o un godello.

Este camino hacia la innovación y sostenibilidad en el sector vinícola español es una clara muestra de cómo la ciencia y la tradición pueden entrelazarse para superar los desafíos actuales. La adaptación al cambio climático, la preservación de las características únicas de las variedades autóctonas y la reducción del impacto ambiental del cultivo de la vid son objetivos alcanzables gracias a la dedicación y el ingenio de empresas como Agromillora. Su trabajo no solo beneficia a los viticultores y a la industria vinícola sino que también contribuye a la conservación del patrimonio vitivinícola para futuras generaciones.

¿Te gustó el artículo? Compártelo

Leído › 3990 veces