121.763 Seguidores !

Cuidado y conservación del vino

Autor

Daniel Duarte

Daniel Duarte

10 de Septiembre de 2018

Leído › 1562 veces

El cuidado del vino es un factor que no se debe tener a la ligera, se necesita vigilar muy de cerca su evolución y asegurarse de las condiciones de la bodega, restaurante o ubicación utilizada para su almacenamiento.

 

Almacenamiento de las botellas de vino

El vino tiene que ser almacenado a una temperatura no inferior a 10 °C y no superior a 18 °C, siempre en lugares oscuros o con poca luz ya que esta puede oxidar el vino, se ha de tener tumbado horizontalmente donde no se pueda mover de manera que el corcho esté siempre húmedo. El vino siempre absorbe todo lo que haya a su alrededor, por eso ha de ser almacenado en lugares poco húmedos sin olores fuertes, el nivel de humedad de la bodega o lugar de almacenamiento debe estar entre el 60 y 80 por ciento. El vino debe sellarse al vacío usando un tapón de corcho permitiendo al vino expandirse, aunque hay vinos jóvenes que se cierran con tapón de plástico.

 

Momento adecuado para el consumo

Para que el vino pueda pasar mucho tiempo en botella necesita alcohol y color, aunque por otro lado, cada vino tiene una distinta fecha de duración, mientras que los hay que deben tomarse al momento, hay otros que maduran adecuadamente en botella y necesitan ser guardados por algunos años para poder beberlos en su mejor momento. Los vinos blancos o rosados generalmente tienen 1 año de vida como máximo y la mayor parte de los vinos tintos jóvenes tienen que beberse en el mismo año. Los vinos tintos de crianza con 12 meses en barrica y los reserva pueden consumirse hasta 10 años después de su vendimia, y los gran reserva pueden aguantar incluso 15 años. No es recomendable sobrepasar de ese tiempo, ya que las probabilidades de que el vino se estropee son mayores, por lo tanto y aunque no venga especificado en las botellas de vino, el vino tiene una fecha de caducidad, dicha fecha dependerá principalmente de dos factores, el tipo de vino y las condiciones de su almacenamiento. De no consumir el vino en el momento adecuado, este puede oxidarse llegando a poder convertirse en vinagre.

Un artículo de Daniel Duarte
Crea tu post!

Comenta