La Ruta del Vino Ribera del Duero y su compromiso con la calidad turística

Hacia un enoturismo sostenible

Viernes 09 de Febrero de 2024

Compártelo

Leído › 1497 veces

La Ruta del Vino Ribera del Duero, uno de los destinos enoturísticos más emblemáticos de España, ha dado un paso significativo hacia la mejora de la calidad y la gestión turística sostenible al formalizar su adhesión al Sistema de Calidad Turística Español (SICTED), una iniciativa promovida por la Secretaría de Estado de Turismo. Esta acción se inscribe dentro del Plan de Sostenibilidad Turística en Destino, un proyecto ambicioso que busca no solo consolidar la imagen de excelencia asociada a esta zona vitivinícola, sino también valorizar sus propuestas turísticas mediante un enfoque comprometido y responsable.

Con una asignación presupuestaria de cerca de 40.000 euros, provenientes de los Fondos Next Generation de la Unión Europea, la Ruta del Vino Ribera del Duero se propone implementar una serie de estándares y manuales de buenas prácticas diseñados para elevar los niveles de servicio tanto de los establecimientos adheridos como del destino en general. La expectativa es que los primeros establecimientos reciban su distinción en junio de 2024, con el proceso completo previsto para finalizar en diciembre del mismo año.

Este proyecto no solo implica la adopción de criterios de calidad unificados sino también el compromiso de las empresas y entidades del ecosistema turístico de la ruta para participar activamente en ciclos de mejora continua. Estos ciclos están estructurados en dos grandes bloques: asesoramiento y formación, y evaluación externa. El primero comprende asistencias técnicas tanto individuales como colectivas, sesiones formativas y grupos de mejora, mientras que el segundo se centra en la valoración objetiva de los avances y la conformidad con los estándares establecidos.

Hasta la fecha, se han llevado a cabo tres jornadas de sensibilización en diferentes localidades de la región, destinadas a empresas y entidades públicas interesadas en sumarse a esta iniciativa. El propósito de estas jornadas ha sido doble: por un lado, presentar el modelo SICTED y los pasos necesarios para obtener la distinción, y por otro, destacar los beneficios que este reconocimiento conlleva tanto para el establecimiento participante como para el destino y sus visitantes.

Parte fundamental de este proceso es la formación, para la cual se han diseñado 50 horas de acciones formativas que siguen la metodología SICTED. Estas sesiones están orientadas a capacitar a aproximadamente 40 empresas y organizaciones en aspectos fundamentales como la calidad del servicio, la atención al cliente y la gestión turística eficaz. El objetivo último es que estas entidades implementen de manera efectiva las buenas prácticas y cumplan con los requisitos del SICTED, contribuyendo así al enriquecimiento del tejido turístico de la Ruta del Vino Ribera del Duero.

Adicionalmente, se proporciona asistencia técnica, tanto individualizada como colectiva, para facilitar la implementación de las prácticas recomendadas y los requisitos exigidos por el SICTED. Se prevén visitas periódicas a los establecimientos y entidades adheridas para ofrecer orientación y asesoramiento personalizado, promoviendo de esta manera la mejora continua de la calidad turística en la ruta.

Otro elemento clave en este esfuerzo es la creación de una Mesa de Calidad, que contará con representantes del SICTED, las autoridades autonómicas y provinciales, gestores del destino y el sector empresarial turístico. Este órgano desempeñará un papel vital en la supervisión y seguimiento del proyecto, garantizando el cumplimiento de los estándares de calidad y facilitando la excelencia en los servicios ofrecidos a lo largo de la ruta. Así, se busca dotar al sector empresarial de las herramientas, la formación y el apoyo necesarios para mejorar la experiencia turística y reforzar la reputación del destino enoturístico, promoviendo al mismo tiempo una gestión turística responsable y sostenible.

La inclusión de la Ruta del Vino Ribera del Duero en el proyecto PSTD y su financiación a través del Mecanismo de Recuperación y Resiliencia-NextGeneration EU subrayan la importancia de este destino dentro de la estrategia nacional de recuperación y transformación. Con una ayuda de 1.825.550 euros destinada a desarrollar el Plan de Sostenibilidad Turística en Destino, este proyecto se presenta como una oportunidad única para avanzar hacia un turismo más verde, sostenible y competitivo, en línea con los objetivos de transición digital y mejora de la eficiencia energética que España persigue.

¿Te gustó el artículo? Compártelo

Leído › 1497 veces