ACEVIN apuesta por la calidad, la digitalización, la formación y la sostenibilidad en su expansión de productos turísticos del vino

El enoturismo español se consolida como un referente en el panorama turístico nacional, con ACEVIN a la vanguardia de la innovación y la formación de profesionales en el sector.

Viernes 17 de Marzo de 2023

Compártelo

Leído › 2407 veces

ACEVIN afronta el futuro con retos apremiantes en cuanto a la calidad, la formación de profesionales, la digitalización y la sostenibilidad, mientras se expande su club de productos. Esta fue una de las principales conclusiones de la conferencia celebrada este jueves en el marco de la 30ª Asamblea General de ACEVIN. Durante el evento, ACEVIN-Rutas del Vino de España repasó la historia de ACEVIN (Asociación Española de Ciudades del Vino) y todo lo relacionado con el turismo del vino.

En la impresionante Sala de la Luz de la Fundación de Arte y Pensamiento Martín Chirino, se celebró una conversación entre dos expertos, Jesús Camacho Arias, director ejecutivo de ACEVIN, y Francisco Javier Iglesias Berzosa, técnico de Promoción, Turismo e Innovación del Ayuntamiento de Aranda de Duero. La charla fue moderada por Óscar Cheva Algarra, jefe de comunicación de ACEVIN y periodista experto en viajes, enoturismo y gastronomía.

ACEVIN nació en 1994 y se creó como una solución para el empleo de la juventud en ciudades y pueblos del interior de la Península Ibérica. La iniciativa conjunta entre varios ayuntamientos se llevó a cabo en Sanlúcar de Barrameda. Antes de ese año, ya existían iniciativas de turismo del vino, pero no tenían la dimensión que tienen en la actualidad. Una de ellas fue PATRIVIN, relacionada con el mundo del vino y el patrimonio.

El proyecto enoturístico que hoy en día forma parte de ACEVIN, contó desde el principio con un componente europeo, ya que se relacionaba con fondos de desarrollo continental. Así nació RECEVIN, que agrupa a las ciudades europeas del vino. En 1997, se celebró una reunión en Aranda de Duero donde se planteó el modelo europeo a elegir. Finalmente, se eligió el modelo italiano, por contener elementos culturales asociados al mundo del vino.

En la década de los 90, junto con la Secretaría de Estado de Turismo, se diseñó el manual de producto para regular la actividad enoturística. Actualmente, este manual es un referente en materia turística a nivel estatal y muchas otras subindustrias tienen a las Rutas del Vino como modelo a imitar.

Entre 2004 y 2006, se crearon las primeras Rutas del Vino de España, las cuales iniciaron el club de productos. En 2007, se presentaron por primera vez en FITUR (Feria Internacional de Turismo) de Madrid. Un hito destacable fue la creación de los Premios de Enoturismo Rutas del Vino de España, cuya última edición se celebró en 2022 y se iniciaron en 2010. Se entregan cada dos años, por lo que la primera edición tuvo lugar en 2010. "Intentamos llevar a cabo acciones muy impactantes y entre ellas destacan los Premios de Enoturismo. Pasa algo similar con la Ciudad Europea del Vino o ahora la Ciudad Española del Vino", afirmó Francisco Javier Iglesias Berzosa durante su intervención.

Los ponentes coincidieron en que actualmente, el enoturismo español goza de una gran popularidad y reconocimiento en el panorama turístico nacional. Con la innovación siempre en mente, ACEVIN apuesta por la digitalización y la sostenibilidad, implementando acciones concretas como la reducción del papel publicitario. "Somos parte de algo muy original y muy importante", subrayó Jesús Camacho Arias, a lo que Iglesias agregó que "es necesario contar con profesionales cada vez mejor formados". En este sentido, destacaron el papel canalizador de los técnicos de turismo.

En resumen, si ACEVIN nació como una solución para el empleo y el desarrollo en ciudades y pueblos del interior de la Península Ibérica, en la actualidad se reivindica como una receta palpable para el problema de la España Vaciada. Por esta razón, el acuerdo tomado en la asamblea para crear el título de Ciudad Española del Vino será un trampolín para su desarrollo.

En Gran Canaria, un destino turístico consolidado, el producto enoturístico de reciente creación pretende servir como elemento de diversificación de la actividad turística, atrayendo a un público que deja mayor gasto en destino y que es más respetuoso con el entorno. Además, se pone en valor al sector primario de la isla y a unos vinos con varietales únicos, elaborados en magníficos entornos naturales.

¿Te gustó el artículo? Compártelo

Leído › 2407 veces