Caen las ventas mundiales de vino por primera vez en 5 años

Miércoles 29 de Julio de 2020

Compártelo

Leído › 2708 veces

Una caída del precio medio del 2,2% provocó una reducción de 236 millones de euros de facturación, hasta los 31.430 millones de euros

Según datos de aduanas de más de 80 países analizados por el Observatorio Español del Mercado del Vino (OeMv), las exportaciones mundiales de vino crecieron un 1,4% en términos de volumen en el interanual a marzo de 2020 (periodo de 12 meses de abril 2019 a marzo 2020), hasta alcanzar los 10.341 millones de litros.

Sin embargo, la facturación mundial cayó un 0,7% hasta bajar ligeramente de los 31.430 millones de euros, ya que el precio medio cayó un 2,2%, pasando de 3,11 a 3,04 €/litro.

Son 147 millones más de litros aportados al comercio mundial de vino respecto al interanual a marzo de 2019, que generaron, sin embargo, 236 millones de euros menos de ingresos.

Hay que destacar que la pérdida en valor se debió sobre todo a los malos datos registrados en el primer trimestre de 2020, cuando se perdieron más de 350 millones de euros, sobre todo por el desplome de Francia (-245 millones).

Todos los tipos de vino crecieron en términos de volumen salvo el bag-in-box (- 9,2%), único que subió de precio (+8,2%). Esto provocó que, en valor, solo crecieran las ventas de vino espumoso (+2,1%).

El vino envasado, principal vino comercializado en el mundo, se mantuvo muy estable, mientras que el granel, vino más dependiente de la evolución de las cosechas, fue el que más creció en volumen (+4,7%) pero el que más valor perdió (-4,9%), al bajar su precio medio un 9,2%.

En cifras absolutas, el vino envasado lideró las exportaciones mundiales con 5.525 millones de litros (+1 millón) y 21.722 millones de euros (-220 millones), el 53,4% del volumen y el 69% del valor total, a un precio medio de 3,93 €/litro (-4 céntimos).

El vino espumoso gana bastante cuota como segundo vino comercializado en valor con 6.503 millones de euros (+132 millones), el 20,7% del total, seguido de lejos por los 2.465 millones del granel (-126,6 millones), que supuso el 7,8%. Sin embargo, el granel sigue muy por delante en volumen con 34 millones de hectolitros (+1,53 millones), una tercera parte del comercio mundial de vino, seguido por los 930,4 millones del espumoso (+22,4 millones), que representó el 9%. Esta diferencia de cuota radica en los precios medios, muy superior para el espumoso, con 6,99 €/litro (-3 céntimos) que para el granel, con 72 céntimos (-8 cts.).

Por otra parte, la exportación mundial de vino en formato bag-in-box se situó en estos 12 meses en los 392 millones de litros (-40 millones) y en los 622 millones de euros (-11,6 millones), el 3,8% del volumen y el 2% del valor total, a un precio medio de 1,59 €/litro (+12 céntimos).

Por último, las ventas mundiales de mosto (incluido en la partida arancelaria 220430) aumentaron un 14% en volumen hasta los 89,2 millones de litros (+10,9 millones), pero cayeron un 7,6% en valor hasta los 117,3 millones de euros (-9,7 millones), por precios mucho más bajos (-19%, de 1,62 a 1,31 €/litro).

Los 11 principales proveedores mundiales de vino

Los 11 principales proveedores mundiales (Italia, España, Francia, Chile, Australia, Alemania, Sudáfrica, Estados Unidos, Portugal, Nueva Zelanda y Argentina) representaron cerca del 90% de las exportaciones mundiales de vino en el interanual a marzo de 2020. De ellos, solo tres redujeron el valor de sus exportaciones: España (-245 millones de euros), Sudáfrica (-44,6 millones) y Alemania (-8 millones), mientras que fueron cuatro los que cayeron en volumen: Sudáfrica (-93 millones de litros), Australia (-83 millones), Francia (-15 millones) y Estados Unidos (-9,6 millones).

Todos los países mantienen sus respectivas posiciones en el ranking de facturación respecto al interanual a marzo de 2019. Sin embargo, se han producido tres cambios en el de volumen: como ya ocurriera a cierre de 2019, Italia supera a España como principal exportador mundial de vino; Alemania sustituye a Sudáfrica en el sexto puesto, mientras que Argentina supera a Portugal y ya es noveno exportador mundial de vino.

Australia y Chile completan los cinco primeros puestos en el ranking de valor, con 1.805 y 1.712 millones de euros respectivamente y ligerísimos crecimientos. Sin embargo, Chile se distancia de Australia como cuarto proveedor en volumen con 863 millones de litros (+20 millones), un 2,4% más, por un fuerte descenso del 10% para el vino australiano, hasta los 736,7 millones (-83 millones). Chile fue, junto a España y Sudáfrica, el único país analizado que no alcanzó la barrera de los 2 euros por litro en precio medio; por su parte, Australia exportó vino a 2,45 €/litro, un 11,6% más caro y segunda mayor subida tras la de Sudáfrica (+16,7%).

Por otra parte, Estados Unidos (1.261 millones de euros, +2,8%), Nueva Zelanda (1.112 millones, +7,5%) y Alemania (1.024,4 millones, -0,8%) completan la lista de 8 países que facturaron más de 1.000 millones de euros por exportación de vino en el interanual a marzo de 2020. Nueva Zelanda ganó 77,2 millones más, registrando la segunda mayor subida absoluta, tras la de Italia, y el mayor crecimiento relativo (+7,5%). Portugal (+2,3%) y Argentina (+0,8%) rompen con la caída global en valor y gana cuota, con 825,5 y 685 millones de euros respectivamente, seguidos por los 588 millones de Sudáfrica, segundo país que más cayó (-7%, -44,6 millones), tras España.

Pese a que apenas creció en valor, Argentina fue el que más lo hizo en volumen (+18%) y gana bastante relevancia en el comercio mundial de vino con 312 millones de litros, 47,8 millones más, gracias principalmente al excelente aumento del granel (sobre todo a España en los primeros meses de 2020). En el polo negativo encontramos a Sudáfrica, cuyo volumen exportado se desplomó algo más del 20%, perdiendo más de 90 millones de litros. Caen también las exportaciones de Estados Unidos (-2,7%), con subidas entre el 2% y el 3% para Alemania y Portugal. Por último, Nueva Zelanda gana cuota como undécimo exportador al crecer un 7,3% hasta los 283 millones de litros, siendo el país que más ha crecido en lo que llevamos de siglo entre los grandes exportadores mundiales.

El mercado de Francia, Italia y España, en 7 claves

  1. Los tres principales proveedores representaron el 55% del volumen y casi el 60% del valor total de vino exportado a nivel mundial en el interanual a marzo de 2020.
  2. Italia se establece como principal exportador mundial en volumen con 2.191 millones de litros (+9,6%), superando a España, que alcanzó los 2.095 millones (+1,8%).
  3. Italia exportó 191 millones más de litros, registrando claramente el mayor aumento en términos absolutos, mientras que España creció en 36,3 millones.
  4. Francia pierde fuelle como tercer exportador mundial al caer un 1% hasta los 1.400,6 millones de litros (-14,8 millones). Sin embargo, el liderato de Francia en valor es indiscutible con 9.551 millones de euros (+0,1%), 10,7 millones más, al registrar un precio medio de 6,82 €/litro (+1,2%), inalcanzable para el resto.
  5. Al igual que en volumen, Italia registró el mayor aumento absoluto en valor (+223,4 millones de euros) y gana cuota como segundo vendedor con 6.507 millones (+3,6%), seguido de lejos por España, cuya facturación bajó un 8,4% hasta los 2.679 millones de euros, perdiendo mucho más que ningún otro (-245 millones de euros).
  6. España bajó de precio un 10% hasta los 1,28 €/litro, inferior al resto, mientras que Italia lo hizo un -5,5%, hasta los 2,97 euros.
  7. Francia es un proveedor de vinos con gran valor añadido (Champagne, Burdeos...), de ahí que registre un precio tan alto; en cambio, el granel, vino más económico, tiene mucha más presencia entre las exportaciones españolas, unido a unos precios muy inferior a la media en la categoría de espumosos y envasados, de ahí que España tenga un precio inferior al de sus competidores.
¿Te gustó el artículo? Compártelo

Leído › 2708 veces

Comenta