Prosseco, tabla de salvación para el vino espumoso italiano

Miércoles 25 de Marzo de 2020

Compártelo

Leído › 952 veces

Las exportaciones de vino espumoso italiano suponen una facturación de más de 1.580 millones de euros, un incremento del 4,5%, con Reino Unido y Estados Unidos como principales clientes

Algo más de la mitad del vino espumoso producido en Italia es Prosseco (Fuente: ISMEA)

Según destaca el Observatorio Español del Mercado del Vino (OEMV) en un comunicado, con datos de un informe de ISMEA, el Instituto Italiano de Servicios para el Mercado Agrícola Alimentario, los vinos espumosos italianos continúan con la buena marcha, un año más, en el mercado mundial y, muy especialmente, el Prosecco que supone prácticamente 2/3 del total de vino espumoso exportado por el país, creciendo a doble dígito.

De hecho, el Prosecco, con aumento del 21,3% en volumen y del 15,9% del valor en 2019, representa una verdadera 'tabla de salvación' para el vino italiano, al ser apenas el único tipo de espumoso del país que crece el pasado año, frente a los descensos de otros vinos con DOP y los varietales (que caen en valor, pero aumentan mucho en volumen).

En términos globales, el espumoso italiano repartió a lo largo y ancho del planeta un total de 554 millones de botellas por valor de más de 1.580 millones de euros que representan un incremento del 7,8% en ventas de producto y un crecimiento de facturación del 4,5%.

La mitad del vino espumoso italiano se vende en Reino Unido y EEUU

Las ventas en el mundo se concentran, en casi la mitad del total de espumosos italiano, en Reino Unido y EEUU, con cantidades cada vez más parecidas en valor, por caída del primero frente a la subida del segundo, pero todavía importante diferencia en volumen, donde los 151 millones de botellas que se venden a Reino Unido superan aun sensiblemente los 119 millones de EEUU, si bien las primeras caen el 0,3% mientras las segundas suben un impresionante 13,7% en el año.

Sorprende el crecimiento de más del 25% en las exportaciones de Prosecco a Francia

Como curiosidad, sorprende el fuerte crecimiento, del 25,5% en valor y del 27,8% en volumen de las ventas de espumosos italianos a Francia, que se convierte en su 4º mercado y demuestra, como ya en su día mostró el Cava, que en la cuna del Champagne también hay hueco para otros vinos espumosos.

El aspecto menos positivo del informe se deriva de la disminución el pasado año del precio medio del espumoso italiano exportado. Traduciendo los datos en hectolitros a millones de botellas, comprobamos que los precios han pasado de 2,94 € por botella en 2018 a 2,85 €, con una pérdida del 2,9%.

Disminución de precios en el mercado, que se asemeja a las pérdidas en precios medios que se observan en la producción y que son especialmente importantes en las dos principales DOG del Prosecco: Conegliano-Valdobbiadene y Prosecco. En ambas caen los precios de forma notable, cerca del 15% en la primera y del 10% en la segunda; con caídas que se prolongan en los primeros meses del año 2020. Pero precios que, a la producción todavía se mantienen en niveles de los 204 €/hectolitro para Conegliano- Valdobbiadene y de 160 €/hl para Prosecco genérico.

Y todo ello, dentro de un mercado mundial del vino espumoso que sigue en aumento en 2019, tanto en términos absolutos como en la cuota que representa este tipo de vino sobre el total de la categoría "vino" en el mundo, donde ya supone un 9,1% del volumen y un 22% del valor. Con Italia dominando las ventas mundiales en volumen, Francia en valor y España tercero en ambos casos.

Tendencias mundiales de vino espumoso

El informe de ISMEA incluye además datos globales sobre las exportaciones totales de vino espumoso en el mundo, tal y como se pueden ver en los siguientes gráficos correspondientes a la exportación total por valor y volumen, las exportaciones por mercados y los principales consumidores de vino espumoso del planeta.

Las exportaciones mundiales de vino espumoso crecieron un 9,1% el pasado año, superando la barrera de los 9 millones de hl. Por su parte la facturación creció un 22% hasta algo más de 6,6 millones de dólares.

Italia, con una cuota del 44%, es de lejos el primer exportador de vino espumoso del mundo en volumen, seguido de España y Francia con datos muy similares (22% y 21%, resp.), algo que no preocupa a los franceses mientras sigan liderando el negocio de la calidad: Más de la mitad de la facturación de vino espumoso del planeta se va para Francia.

En cuando a los mayores bebedores de vino con bubujas del mundo siguen siendo Estados Unidos y Reino Unido, comprando juntos cerca de 1/3 del vino espumoso a la venta en todo el mundo.

¿Te gustó el artículo? Compártelo

Leído › 952 veces

Comenta