Ribeiro, motor económico del territorio

Sábado 08 de Febrero de 2020

Compártelo

Leído › 689 veces

Tras la presentación de un estudio de 41.500 euros financiado por la Diputación, el Consejo Regulador DOP Ribeiro anuncia que impulsará medidas para revitalizar el tejido socioeconómico de su comarca

El Consejo Regulador de la Denominación de Origen Protegida Ribeiro impulsará todas las medidas a su alcance para conseguir la revitalización y fortalecimiento del tejido productivo de la Denominación de Origen Protegida Ribeiro, la más antigua de Galicia y unas de las más singulares de España.

Así lo anunció, este sábado 8 de febrero, su presidente, Juan Manuel Casar, durante el acto de clausura de la jornada 'Donde el mundo se llama Ribeiro' en la que se presentaron los resultados del Estudio Socioeconómico y Estratégico de O Ribeiro financiado por la Diputación Provincial de Ourense y que contó con un presupuesto de 41.500 euros.

Se trata de un análisis pormenorizado de la situación actual de esta denominación de origen y de una estrategia propia para la dinamización socioeconómica de su territorio elaborada por un equipo de diez expertos pertenecientes a las tres universidades gallegas liderazgos por Edelmiro López Iglesias, Doctor en Ciencias Económicas y profesor titular en el Departamento de Economía Aplicada de la Universidad de Santiago de Compostela, y Andrés Mazaira Castro, Doctor en Administración y dirección de empresas y profesor en el Departamento de Organización de Empresas y Marketing de la Universidad de Vigo. En este enlace se puede consultar un resumen del estudio.

Con este trabajo el Consejo Regulador de la Denominación de Origen Ribeiro se dota de una herramienta que le permitirá conocer al detalle lo que está ocurriendo en el tejido económico y social de su territorio al tiempo que servirá como instrumento para la toma de decisiones estratégicas que le permitan afrontar el futuro con garantías.

Durante la jornada se hizo una exposición de los resultados del estudio partiendo del análisis de la situación del mercado del vino tanto a nivel gallego como español. Viticultores, bodegas y la situación de los mercados, así como el posicionamiento del Ribeiro en el contexto global, constituyeron el hilo conductor de una exposición donde participaron también representantes de la administración autonómica, los agentes sociales del rural y expertos en el escalón de la consultoría de mercados y de la distribución.

Impulsar medidas que revitalicen el tejido productivo de la Denominación de Origen Ribeiro

Durante el acto de clausura, el presidente del Consejo Regulador de la Denominación de Origen Ribeiro anunció la puesta en marcha de una serie de medidas dirigidas a revitalizar el tejido productivo de este territorio vitivinícola histórico, "Lo que hoy presentamos aquí tiene que ser un nuevo principio. De poco valen los estudios si no se aplican las conclusiones; de nada sirven las palabras si no hay acciones que las materialicen. Por eso es mi intención, a partir de este mismo momento, impulsar una serie de medidas encaminadas a revitalizar nuestro tejido productivo".

Según Juan Casar es necesario actuar en cuatro frentes. "En primer lugar se va a elaborar un Plan de Acción para el período 20/21 que, una vez aprobado por el pleno del Consejo Regulador, nos permita aplicar las medidas más prioritarias en materias de disponibilidad de tierra y de orientación hacia el mercado. En segundo lugar he pensado convocar una Mesa de diálogo permanente entre bodegas y viticultores, un foro que los acerque mucho más como actores principales que son en la cadena de valor del vino. Política de precios, contratos, demanda de variedades a plantar, deben ser materias en las que ambos vayan de la mano".

En tercer lugar, el presidente reveló "la elaboración de un Estudio de costes de producción de uva y vino en el Ribeiro permitirá conocer detalladamente las realidades productivas de los dos escalones de la cadena de valor y acometer una estrategia conjunta que nos permita a todos vivir bien del que sabemos hacer".

En último lugar, Juan Casar propondrá las reformas necesarias en la política de Promoción del Consejo Regulador con dos objetivos principales, "potenciar la marca Ribeiro y diseñar nuestras acciones bajo la premisa de una mayor orientación cara el mercado".

Todas estas medidas, junto con las aportaciones y ayudas de las distintas administraciones competentes, tienen como objetivo colocar de nuevo al Ribeiro en el lugar que le corresponde y favorecer la economía de una comarca cuyo motor económico es el vino, "O Ribeiro es una enocomarca porque el vino es su motor económico. Son 108 bodegas con más de 200 empleos directos, casi 1.700 viticultores que dependen total o parcialmente de los ingresos de la viticultura; son personas, son familias y son capitales arriesgados en proyectos de vida. Pero también es el comercio de las villas, el mantenimiento de los servicios básicos y la industria auxiliar ligada a ella. Por esta razón, lo que nosotros hagamos dependerá en gran medida el futuro de este territorio histórico, singular y ancestral", concluyó Casar.

¿Te gustó el artículo? Compártelo

Leído › 689 veces

Comenta