121.763 Seguidores !

Llega DEMUERTE BLACK, posiblemente el vino más exclusivo del mundo

José Antonio Sanjurjo

Miércoles 14 de Noviembre de 2018

Leído › 6934 Veces

Winery On va un paso más allá en la exclusividad con el lanzamiento al mercado de DEMUERTE BLACK, un vino ultrapremium de edición limitada con el que sube al escalón más alto la calidad y el diseño que distinguen a esta firma

Demuerte Black

DEMUERTE BLACK es un lujo por dentro y por fuera. Winery On, bodega de la D.O. Yecla, ha puesto todo su empeño en que así sea. Confirma su salto definitivo a la diferenciación. Su vino más exclusivo, ultrapremium, es un 100% Monastrell de cepas viejas en pie franco, cuya etiqueta sorprende por su estética y por la incorporación de dos cristales de Swarovski de 6,40 mm a modo de ojos brillantes para la calavera que singulariza la marca. Todo ello sobre un elegante fondo negro, a su vez sobre botella oscura, que se combina con oquedades de la propia etiqueta por las que relucen brillos rojizos del propio vino.

Quien busque un regalo inolvidable para estas navidades, o para cualquier ocasión especial, o simplemente disfrutar de un gran momento, tiene en este vino su mejor alternativa. Todo el conjunto, bien armonizado, se configura como una pieza muy codiciada para coleccionistas. Se trata de una producción muy limitada, de solo 2.500 botellas, que se presentan en una caja individual de gran atractivo, que impacta y despierta la curiosidad. La mesa sobre la que se sitúe no pasará inadvertida para nadie.

VINO DE CALIDAD ARTESANAL

El vino enamora solo con verlo y conquista plenamente al probarlo. Fue elaborado a finales de noviembre de 2016. Procede de cepas viejas prefiloxéricas de pie franco, esto es, cepas que no han sido injertadas. Son la esencia pura de la viticultura de Yecla. Sus rendimientos son extraordinariamente bajos, de tan solo 2.500 kilos por hectárea, otra clave fundamental para definir un vino de tan elevada calidad.

Para elaborar DEMUERTE BLACK, Winery On efectúa una cuidada selección de los granos. Pura artesanía. El respeto por la materia prima continúa en la delicada fase de maceración, que se realiza de forma lenta y a temperatura controlada. El vino alcanza su esplendor tras reposar veinte meses en barricas nuevas de roble francés, un aspecto que lo singulariza y refuerza su personalidad inconfundible.

DEMUERTE BLACK presenta un color rojo picota de alta intensidad, tan limpio y brillante como los cristales de Swarovski que expresan la máxima diferenciación del producto. A nivel olfativo, es un vino muy intenso, fresco, con notas balsámicas, mucha fruta madura y grosellas emparejadas a la perfección con especias dulces como pimentón, canelas, y cacao, en un conjunto que resulta muy amable e integrado, tal como explica Pablo Cortés, gerente y enólogo de Winery On.

En el gusto, este vino tampoco defrauda. Todo lo contrario, es pura delicia. Con una entrada suave y agradable, DEMUERTE BLACK es redondo, de mucha fruta madura y mermelada, con taninos maduros y sedosos, muy largo, con tostados amables, tal como confirma Cortés.

Por tanto, estamos ante un vino idóneo para acompañar los menús más sofisticados de las fiestas más especiales. Será todo un acierto en cualquier celebración navideña que se precie o en acontecimientos familiares o sociales con los que interese dejar una impronta de prestigio, de perfección.

SE ENRIQUECE LA GAMA

La llegada de este vino exclusivo y de alta gama contribuye a enriquecer el catálogo de vinos de Winery On, una bodega que desde su creación ha apostado con inteligencia por ofrecer vinos de calidad y presentarlos con diseños muy innovadores, únicos e incluso arriesgados. En todo caso, atractivos tanto para el consumidor tradicional de vinos como para colectivos como jóvenes y mujeres, que en los últimos años protagonizan las nuevas tendencias en los mercados enológicos.

No solo el 'envoltorio' diferencia los productos de esta bodega. Por supuesto, destaca el propio vino, obtenido del máximo cuidado de la viña, evitando la utilización de productos químicos perniciosos que desequilibren el resultado final.

La línea DEMUERTE, en la que la nueva edición BLACK es el culmen de la diferenciación, es un éxito incuestionable desde su creación. Al pionero DEMUERTE -50% Monastrell y 50% Syrah- se sumó en su momento DEMUERTE GOLD, con 50% Monastrell, 30 % Syrah y 20 % Garnacha tintorera, más repleto de matices y orientado a un público más exigente.

Las referencias de Winery On que han buscado un tono más provocador son EL CHICO MALO y LA MÁS BONITA, una pareja de vinos que se complementa. Él es un tinto de 70% Monastrell y 30% Cavernet Sauvignon y ella un blanco muy fresco y frutal 100% Verdejo, que, como toda la gama, prioriza la meticulosidad en la elaboración. Como tercera en discordia se incorporó, hace ya año y medio, LA MÁS BONITA ROSÉ, un rosado de Monastrell suave, elegante, goloso y aromático.

¿Te gustó el artículo? Compartir

Comenta