120.889 Seguidores !

Visitantes y profesionales de todo el mundo se darán cita en la WEINmesse Berlin

Martes 16 de Octubre de 2018

Leído › 836 Veces

Del 15 al 17 de febrero de 2019 Berlín recibirá 3.000 marcas de vinos de todo el planeta

WEINmesse berlinWEINmesse berlin 2018

¿Qué va a pasar? Se degustarán unos 3.000 vinos de todo el mundo de más de 260 vinicultores y fabricantes de vinos nacionales e internacionales. De entre ellos, aproximadamente 1.500 pertenecen a la cosecha de 2018 y serán presentados por primera vez al público en esta ocasión. ¿Dónde? Durante la WEINmesse berlin, en las instalaciones de Messe Berlin. ¿Cuándo? Del 15 al 17 de febrero de 2019.

Por sólo 17 € al día, desde visitantes y catadores que simplemente quieran degustar un buen vino, hasta minoristas especializados o profesionales de la restauración y del sector hotelero podrán aprovechar esta oportunidad única. Los visitantes que vengan a la feria del vino podrán acceder a través del Hall 21. Habrá un área de distribución, donde por una fianza de 5 € todos los visitantes recibirán una copa de vino que podrán utilizar durante toda su estancia y devolver al finalizar la visita. Por supuesto, las copas utilizadas pueden cambiarse por una limpia cada vez que los visitantes lo deseen en el área de distribución.

Durante las degustaciones en los pabellones 21 y 22 los visitantes podrán encargar directamente al vinicultor o fabricante sus vinos favoritos, que serán posteriormente enviados a sus domicilios. Debido a que la compra se realiza sin intermediarios los productores ofrecen unos precios muy competitivos. "Aquí encontramos la mejor relación calidad-precio al tratar directamente con el productor. No es ninguna rareza encontrar vinos excelentes, también de las nuevas cosechas, a 5 € la botella.", dice Peter Antony, consejero delegado de Deutschen Weinmarketing (DWM). Con un rango de precios que no excede de los 8 € por botella, en WEINmesse berlin encontramos una presencia inusual y variada de productores. Y añade: "Fundamentalmente el gran valor de esta feria reside en el hecho de que las ventas no son agresivas, y así se puede disfrutar del vino en un ambiente agradable."

Durante la degustación puede que el apetito se despierte. En este caso los visitantes de WEINmesse berlin tampoco se sentirán decepcionados: algunos expositores ofrecen queso de su propia producción, y los vinicultores y productores llevan a Berlín aperitivos variados como distintos tipos de salami, jamón, aceite de oliva, conservas de pescado o trufas. Los bodegueros cuentan en sus stands con agua y pan que sirven gratuitamente para neutralizar los sabores entre catas.

Para poder disfrutar totalmente de esta experiencia es importante seguir esta regla básica: beber tanta agua como vino se deguste.

¿Te gustó el artículo? Compartir

Comenta