121.763 Seguidores !

Bodegas Alvear presenta el nuevo Marqués de la Sierra, un blanco de Pedro Ximénez de la Sierra de Montilla

Viernes 06 de Julio de 2018

Leído › 944 Veces

Este vino procede de uvas de Pedro Ximénez de la parcela Casilla del Hospital, propiedad de la familia, ubicada en la Sierra de Montilla, de Calidad Superior. La octava generación de la bodega más antigua de Andalucía -con casi 300 años de historia- muestra la versatilidad de esta variedad con la que se elaboran todos sus vinos

Lagar de Las Puentes - AlvearLagar de Las Puentes - Alvear

La octava generación de Alvear -a la cabeza de la bodega más antigua de Andalucía, fundada en 1729- presenta el nuevo Marqués de la Sierra, un blanco elaborado a partir de la uva Pedro Ximénez, procedente de la parcela Casilla del Hospital, 33 hectáreas de suelos calcáreos y varias orientaciones, ubicada en la Sierra de Montilla Calidad Superior, al sur de la provincia. Los suelos de albariza de la parcela conceden a los vinos una gran finura y mineralidad.

Esta elaboración confirma, una vez más, la gran versatilidad de la Pedro Ximénez (PX), con la que se elaboran todos los vinos de la extensa gama de Alvear.

La bodega, primera en apostar por la variedad cuando era desconocida (actualmente forma parte del patrimonio de Montilla-Moriles), trabaja continuamente por la búsqueda de la excelencia en todos sus vinos. Marqués de la Sierra permanece en contacto con sus finas lías ocho meses, con las que consigue su característica estructura y volumen en boca, después de una fermentación a baja temperatura.

Nota de cata

Marqués de la Sierra 2017 es de color amarillo pálido, brillante y con matices verdosos. Sus notas aromáticas son las propias de la variedad, caracterizada por su fresco aroma con notas frutales y recuerdos de hinojo y anís. Un vino elegante, muy equilibrado con buena acidez y estructura.

Historia

La PX llegó al sur de España aproximadamente en el siglo XVI, mucho antes de que la bodega abriera sus puertas. No obstante, no se entiende el éxito de la Pedro Ximénez sin Alvear, ya que fue Sabina de Alvear quien decidió apostar por ella, desechando otras que no conseguían sobrevivir al clima continental de la zona, caracterizado por los duros veranos de calor. Sin embargo, la uva Pedro Ximénez es idónea para adaptarse al suelo y al clima de Montilla, ya que su piel fina hace que sea muy permeable al agua y pueda perder esa hidratación con facilidad, lo que se traduce como el equilibrio perfecto. Actualmente, la PX es la principal referencia de los vinos de Alvear, desde los magníficos finos a los dulces de solera, pasando por los interesantísimos amontillados. Por otra parte, cabe destacar que Bodegas Alvear tiene gran parte de sus viñedos en Sierra de Montilla, al sur de la provincia cordobesa. En esta zona, más de 1.000 hectáreas son calificadas por el Consejo Regulador de la Denominación de Origen Montilla-Moriles como Calidad Superior. Otra de las razones que hacen especial al viñedo de la región son los suelos de albariza, un material capaz de retener el agua en una zona donde no suele llover más de 600 litros al año.

¿Te gustó el artículo? Compartir

Comenta