El Museo Vivanco de la Cultura del Vino premiado como “Mejor Experiencia Enoturística”

Jueves 19 de Octubre de 2017

Leído › 2759 Veces

En 2007 el Museo Vivanco de la Cultura del Vino fue declarado por la UNESCO Mejor Museo de la Cultura del Vino a nivel mundial

Un recorrido por la historia del vino y del hombre a través del arte, desde la Antigüedad hasta nuestros días. Una celebración de los sentidos que va más allá de texturas, aromas y sabores, y que se adentra en las obras maestras que esta bebida milenaria ha inspirado en obras de artistas de todas las épocas. Más de 6.000 piezas en 9.000 metros cuadrados, desde ánforas y mosaicos romanos o ritones griegos, hasta creaciones de Picasso, Warhol o Barceló. Todo esto hace del Museo Vivanco de la Cultura del Vino (Briones, La Rioja) y de las diversas experiencias vinculadas al vino y su cultura que en su entorno pueden disfrutar todos los públicos, mucho más que un museo. Así lo han reconocido los International Wine Challenge Merchant Awards Spain 2017, que acaba de otorgar el galardón a la "Mejor Experiencia Enoturística", dentro de la categoría de Turismo Enológico. Rafael Vivanco, enólogo de Bodegas Vivanco, recogió el premio acompañado de Eduardo Díez, director de Enoturismo y del Museo Vivanco de la Cultura del Vino, en una cena de gala que tuvo lugar el 16 de octubre en el madrileño Palacio de Alhajas.

El jurado de los International Wine Challenge Merchant Awards Spain 2017 ha valorado que el Museo Vivanco de la Cultura del Vino es "uno de los mejores museos del vino del mundo", así como su contribución "a la divulgación de la cultura del vino como experiencia, y no sólo a nivel nacional, sino a nivel internacional. Un proyecto que pone en valor el origen, la elaboración de los vinos, la cultura de la región, y que fomenta el consumo del vino e integra, además, la historia de la zona". En efecto, en 2007 el Museo Vivanco de la Cultura del Vino fue declarado por la UNESCO Mejor Museo de la Cultura del Vino a nivel mundial. Un reconocimiento al que se suman otros como el Primer Premio al Mejor Proyecto Enoturístico Internacional, otorgado en 2004 por The Global Network of Great Wine Capitals, en Melbourne, Australia; el Premio Especial del Jurado de la Organización Mundial del Turismo en 2007; el de Mejor Establecimiento Enológico en los II Premios de Enoturismo "Rutas del Vino de España" (ACEVIN) en 2014; y más recientemente, el pasado mes de abril, el Premio FEVINO (Salón Profesional del Vino) por su "divulgación imprescindible de la cultura del vino".

En su segunda edición, los International Wine Challenge Merchant Awards Spain 2017 han contado con un jurado de excepcional prestigio, con representantes nacionales e internacionales de todas las áreas implicadas en el sector vitivinícola: desde la distribución hasta la creatividad, desde la producción hasta la gobernanza del mercado, desde la prescripción hasta la enogastronomía. Presidido por el Master of Wine Pedro Ballesteros, el jurado ha estado compuesto por, entre otros, Charles Metcalfe (co-presidente y fundador de International Wine Challenge UK), Angela Mount (periodista, escritora y experta en vinos), François Chartier (sumiller canadiense elegido como Mejor Sumiller del Mundo en 1994), Ángel Riesgo (ex presidente de DDBO), Joxe Mari Aizega (director del Basque Culinary Center), Salvador Manjón (director de La Semana Vitivinícola), Ferran Centelles (parte del equipo de sumilleres de El Bulli entre 2000 y 2011 y director de la partida de bebidas de elBullifoundation) y José Luis Benítez (director general de la Federación Española del Vino - FEV).

Este certamen internacional, impulsado por la editorial William Reed Business Media Lts., cuenta con más de tres décadas de historia en el Reino Unido y hoy en día ha alcanzado un gran reconocimiento entre productores y profesionales de todo el mundo. Como  destacó en su discurso de apertura Andrew Reed, director general de Eventos y Exposiciones de William Reed Business Media Ltd., estos premios pretenden celebrar la diversidad de los vinos de España, tercera región vitivinícola del mundo, así como "reconocer la brillantez detrás de las diferentes rutas del mercado en el país".

PREMIO A LA PASIÓN DE TODA UNA VIDA

Este galardón a la "Mejor Experiencia Enoturística" supone un nuevo reconocimiento a la pasión y al esfuerzo de la familia Vivanco por hacer de su sueño una realidad palpable: crear una experiencia única y exclusiva en torno a la cultura del vino, desde una perspectiva que aúna historia e innovación, hedonismo y enfoque didáctico. Vivanco Bodega, Fundación y Experiencias es un fiel reflejo del compromiso de la Familia Vivanco para dar sentido al lema de su fundador, Pedro Vivanco Paracuellos, "devolverle al vino lo que el vino nos ha dado".

Los 9.000 metros cuadrados del Museo Vivanco de la Cultura del Vinoreúnen más de 6.000 piezas originales coleccionadas durante más de 40 años por la familia Vivanco. Un apasionante viaje por la historia de la cultura del vino que reúne obras de pintores contemporáneos como Miró, Picasso o Barceló, con piezas arqueológicas procedentes de diferentes culturas como la egipcia, la griega o la romana. Un museo único en su género que propone descubrir la esencia del vino desde la experiencia, la innovación, el conocimiento y, sobre todo, el amor a una forma de vida vinculada a la tierra.

La colección permanente de las distintas salas (Nacer, crecer, madurar; Guardar las esencias; La Bodega: el sueño; El vino: arte y símbolo; Abrir, servir, beber) reflejan la vocación universal de este museo con proyección internacional, que trasciende el sentimiento filantrópico de la familia Vivanco y ofrece una visión global del vino. Un templo artístico que recorre la historia de la cultura del vino desde sus primeros vestigios hasta hoy y sus diferentes manifestaciones por todo el mundo. Por el deseo de la familia Vivanco de contagiar a todos los públicos de su fascinación, el museo cuenta con un moderno sistema de accesibilidad en todo su recorrido, sin barreras arquitectónicas y con elementos táctiles y auditivos. Un proyecto llevado a cabo por un equipo multidisciplinar y en colaboración con la Fundación ONCE.

Más de un millón de visitantes de 30 países han compartido la propuesta de Vivanco desde que, el 29 de junio de 2004, el entonces Rey Don Juan Carlos inaugurara sus instalaciones en Briones (La Rioja). Su apertura supuso toda una revolución del concepto de enoturismo, puesto que hasta ese momento la gran mayoría de las bodegas no estaban abiertas al público. Desde entonces, Vivanco se ha convertido en uno de los destinos predilectos de los amantes del vino y su cultura y ha recibido numerosos reconocimientos, el más reciente el Premio Nacional de Gastronomía, en la categoría Premio Especial a la Familia Vivanco y la Fundación Vivanco para la Cultura del Vino.

¿Te gustó el artículo? Compartir

Comenta