La empresa de distribución que revoluciona el mercado gracias a su modelo de negocio disruptivo e innovador

Martes 12 de Septiembre de 2017

Leído › 2635 Veces

Ha conseguido revolucionar el mercado bodeguero a través de la gestión eficiente de su negocio: eliminar intermediarios es la clave para ofrecer un producto de alta calidad a un precio muy competitivo. Las ventas de su vino tinto estrella ascienden a 1.500.000 botellas anuales, posicionándose en el top 20 de referencias más vendidas. En 2018 tiene previsto duplicar esa cantidad hasta llegar a los 3.000.0000 de botellas

Corporación Vinoloa, empresa dedicada a la distribución de vino con marcas propias, ha conseguido revolucionar el mercado bodeguero en tan solo cinco años gracias a su nuevo modelo de negocio disruptivo e innovador, una estrategia basada en la gestión de bodega de forma eficiente.

Actualmente, el consumo de vino en España se encuentra en un momento óptimo, pues según los datos del Observatorio Español de los Mercados del Vino, la demanda de caldos en 2016 registró un comportamiento positivo con una tasa de crecimiento del 2,5% al 4%, hasta alcanzar un total de 9,8 millones de hectolitros.

Una excelente calidad-precio gracias a la ausencia de intermediarios

Vinoloa comercializa vinos de la más alta calidad de la Rioja Alavesa y utiliza el mejor vidrio y el corcho natural colmatado que garantiza la conservación de la calidad del vino en botella. Gracias a su táctica empresarial comprometida, la marca se ha convertido en una de las referencias dentro del mundo del vino en España, ya no solo por su calidad, sino también por sus inmejorables precios.

La ausencia de intermediarios y de bodegas propias son dos puntos esenciales que le permiten obtener un vino de un nivel parejo al de otras marcas muy conocidas, pero a un coste asequible que ronda los 5 o 7 euros. Para la empresa, la clave del éxito es la disociación del precio y el producto sin perder la esencia del buen vino tradicional con Denominación de Origen.

"Nuestro modelo de negocio se traduce en la honestidad que aportamos a un sector en el que se le repercuten al cliente costes innecesarios. Con la eliminación de intermediarios conseguimos que los consumidores paguen exactamente lo que beben", ha explicado Antonio Camacho, presidente de Corporación Vinoloa.

Un millón y medio de botellas anuales de Guardiano

El producto estrella de Vinoloa es, sin duda, su vino Guardiano, un tinto capaz de conquistar al más rudo de los paladares que se encuentra en el top 20 de referencias más vendidas y que posee una valoración más que positiva entre los usuarios. Las cifras hablan por sí solas, pues las ventas ascienden a 1.500.000 botellas anuales de Guardiano y existe una alta tasa de fidelización y de repetición en el hábito de compra.

Dentro de las variedades de este exitoso caldo, es posible diferenciar entre el Guardiano Real Reserva y el Guardiano Crianza. El primero, un tinto tempranillo con un plazo medio de consumo de ocho años, es muy adecuado para maridar legumbres, carnes rojas, pescados a la brasa, patatas y cocidos con carnes y verduras. El Crianza, en cambio, se consume a corto plazo y es ideal como acompañante de embutidos, legumbres, verduras, pastas, carnes y quesos.

Dos retos de crecimiento marcados para 2018

Vinoloa cree firmemente en el desarrollo de negocio a través de las técnicas más novedosas en I+D, por eso posee una gran proyección de crecimiento a doble dígito y se ha marcado dos objetivos muy claros para 2018: conseguir vender tres millones de botellas y convertirse en la bodega número uno en venta online, retos que intentarán alcanzar siguiendo la línea de su novedoso modelo de negocio.

¿Te gustó el artículo? Compartir

Comenta