José Coronado jura defender el vino Albariño Rías Baixas por encima de cualquier otro

Lunes 07 de Agosto de 2017

Leído › 2248 Veces

El actor, nombrado Caballero del Albariño, afirma que “no será difícil, se vende solo”

La pontevedresa localidad de Cambados pudo hacer honor a su título de Ciudad Europea del Vino. Uno de sus grandes referentes, la fiesta grande del vino Albariño, no defraudó y congregó este fin de semana a miles de personas de toda la geografía española, así como muchos otros visitantes de países de todo el mundo.

El fin de fiesta, como cada año, se celebraba el 'Capítulo Serenísimo' organizado por la 'Orden del Albariño' y que ponía el punto final a cinco días de fiesta este domingo.

Este año fue nombrado "Caballero del Albariño" el actor madrileño José Coronado, que se encuentra en tierras gallegas rodando una serie sobre el narcotráfico en la comarca de Arousa.

Ante el presidente de la Xunta y Gran Maestre de la Orden del Albariño, Alberto Núñez Feijóo, Coronado ha jurado fidelidad a este vino y se ha comprometido a defenderlo por encima de cualquier otro, tras lo que ha sellado este pacto bebiendo una copa de un solo trago.

El actor ha sido tocado con la tradicional rama de vid empleada en el rito de iniciación de los nuevos caballeros y damas de la Orden, a la que también se han sumado la actriz Beatriz Serén, el bodeguero y expresidente del Celta de Vigo Horacio Gómez, el viticultor José Ramón Torres Pintos, y la presidenta de la cooperativa Condes de Albarei.

Ataviado con la capa que lo acredita como caballero del Albariño, Coronado ha tomado la palabra en nombre de todos los premiados para agradecer el "honor" que le supone la distinción recibida.

"Espero que esta capa me dé superpoderes para estar a la altura de los premiados", ha declarado sobre el hecho de unirse a un club en el que lo preceden nombres como Julio Iglesias o Norma Duval, entre otros.

El intérprete, que rueda este verano en Galicia la serie televisiva "Vivir sin permiso", se ha comprometido a aportar su "granito de arena" por la difusión de la Marca España y, en concreto, del vino Albariño, lo que en este caso es, ha asegurado, "tremendamente fácil" por la calidad del producto. "No será difícil, no hay que vender nada, se vende solo", según confesó, afirmando que es de los que tiene siempre Rías Baixas en la nevera. "Galicia engancha, se siente uno muy bien aquí", añadió.

El presidente de la Xunta ha clausurado la ceremonia del Capítulo Serenísimo con un discurso en el que ha exaltado las virtudes del vino Albariño y ha animado a profundizar en su internacionalización, gracias también a embajadores como el propio José Coronado.

Imagen de la Fiesta del Albariño del 2017, que congregó a miles de personas

Cambados, un multitudinario encuentro en torno al Albariño

El Capítulo Serenísimo es un evento que se celebra en el marco de la fiesta del vino Albariño que este año celebraba su edición 55. Una fiesta que tiene su epicentro en el 'Paseo de la Calzada' donde las bodegas instalan sus casetas y que ha vuelto a convertirse, un año más, en un hervidero de amantes de los vinos de la Denominación de Origen Rías Baixas.

Este año se pudieron degustar las elaboraciones de hasta 44 bodegas en las 42 casetas habilitadas en este espacio. El Consejo Regulador estima en unas 40.000 las degustaciones que se dispensaron en este recinto durante los cinco días de celebración, a lo que habría que sumar muchas otras servidas desde los numerosos locales de hostelería de la Capital del Albariño.

¿Te gustó el artículo? Compartir

Comenta